Bert Hellinger / Los textos citados son las transcripciones autorizadas por el mismo Bert Hellinger de sus entrenamientos y conferencias. Algunos son extractos de sus libros.

Extracto del Tercer Entrenamiento Hellinger Sciencia

México D.F. Tlalnepantla. Marzo 2009

Domingo 8 de marzo de 2009

La relación con la madre

¿Cómo se origina nuestra relación con nuestra madre? Se origina con el corazón. En el instante en que nuestro corazón comenzó a latir en su regazo, se sintonizó con el latido de su corazón, con el mismo ritmo; tantos meses en la misma sintonía, en la misma vibración de su corazón y con su calor de corazón, y luego nacimos: con dolores tanto para nosotros como para ella, fuimos dados a luz.

Y durante el alumbramiento, por los dolores al empujar, que fue su decisión de separación, fuimos preparados para la vida fuera de su vientre, porque fuera de ella ya no es suficiente con tener el corazón con el mismo ritmo al latir. Por esa presión intensiva durante el parto, nuestra piel y terminales nerviosas, fueron preparadas para la vida de afuera, más allá del latido que nos unía.

Pueden sintonizarse con ese movimiento de unión y luego de separación, más allá de la piel, en la vida. Fuera es donde retomamos ese contacto de piel a piel, mientras nos acurrucamos en sus brazos. Una criatura necesita al menos durante el primer año de vida el contacto íntimo con el latido de su mamá y a través de ese contacto íntimo y continuo el niño puede preparar su corazón para lo que le pase en la vida.

¿Por qué cuento todo esto si esto es puro pasado?

Para muchos hay una separación temprana de mamá, una separación de su latido de corazón y de su calidez. Y ¿qué sucede entonces a estas personas en la vida? Su corazón se mantiene subdesarrollado.

¿Qué significa esto? Se le hace difícil abrir su corazón. Se le hace difícil vibrar con el corazón de otros seres humanos. Porque esa preparación de sintonizarse y vibrar con otro corazón fue interrumpida.

Muchas personas la buscan luego en otras relaciones, ante todo en la relación de pareja. Intentan reponer lo que anteriormente les fue negado, pero sólo lo logran con mucha dificultad.

Sophie está aquí presente, para transmitir aquí un camino que llega a un amor más profundo y este camino empieza con la madre.

Ejercicio

Cierren los ojos.

Todos nosotros tenemos la misma experiencia de origen.

La de latir al unísono corazón con corazón, con el corazón de mamá.

Así, aún si se produjo una interrupción, la memoria de base aún está presente en nosotros.

Y ahora regresamos a esa experiencia de origen.

Sentimos como late el corazón al unísono.

De ella hacia nosotros, de nosotros hacia ella.

Vivenciamos esa memoria, nos dejamos llevar por ella, hacia la vida, más allá del vientre de mamá y sea lo que fuere lo que ahí sucedió, incluyendo la experiencia dolorosa, nos dejamos llevar por la memoria a través de esa experiencia de sufrimiento.

Nos dejamos llevar hacia la sanación y lo superamos a través de estos recuerdos y nos enriquecemos a través de ésta experiencia.

Y ahora escuchamos y ponemos atención al latido de la madre y vibramos con ella, en la misma sintonía, con amor profundo. Amor y vida son aquí lo mismo, éste amor es vida. Y solo vivimos gracias a ese amor y sentimos como de pronto nuestro corazón se abre y amplia, se torna cálido, cómo rebosa de amor, de ese amor que proviene de mamá.

Y ahora contemplamos a una pareja con ese amor. Con ese calor de corazón, con ese corazón abierto. Y permitimos que nuestro corazón vibre al unísono con el otro corazón. En la misma dirección de vida. Y vamos y salvamos esa calidad primaria, ese vibrar al unísono, primario. Lo llevamos hasta nuestro presente.

Meditación

Si nos encontramos con alguien que a temprana edad fue separado de su madre, por algún motivo u otro y sí sentimos que espera algo de nosotros, algo que sólo lo puede dar la madre, por ejemplo, en una relación de pareja…

Cierren los ojos

Ustedes saben de su pareja, o de otro ser humano que está cerca.

Saben que esta persona se siente separada de su madre y tal vez la rechaza o le hace reproches. Sabemos que al mismo tiempo ese ser humano vibra al unísono con su madre. ¿Cómo le podemos ayudar? ¿Ayudar con amor?

Nos sintonizamos con el latido del corazón de su madre. En esa sintonización que él está esperando. Nosotros vibramos con el latido del corazón de su mamá. Con la calidez de su corazón y le dejamos sentir a él como vibramos en sintonía con su madre… pero sin decir palabra alguna, lo hacemos de forma secreta y nos alegramos por las sorpresas que de pronto se dan….y nos sorprenden.

Porque entonces son tres los corazones que laten conjuntamente y tal vez hasta cuatro.

Cuando interiormente seguía el ritual que habéis representado, tomé consciencia de cómo la historia de un pueblo se remonta a tiempos pasados y las raíces ocultas en la tierra se dispersan en una forma muy amplia y originan el gran árbol de todo México y me siento más en casa ahora que antes.

Sophie:

También yo me siento en casa de algún modo, no se puede expresar en palabras, pero tal parece que hay una unión de corazón a corazón y yo creo que es como algo muy especial el poder estar aquí en México, antes de que concluya el calendario maya con lo que esto signifique. Los presagios dicen que empieza un nuevo mundo. Yo no creo esto, pero tal vez en aquellos tiempos era incomprensible lo que pudiera ocurrir en el futuro, lo que otros seres humanos fueran capaces de realizar.

Y también reconocemos quienes somos nosotros realmente.

¿Aparecemos una sola vez y desaparecemos para siempre?

¿Empieza nuestra vida en el nacimiento y termina con la muerte?

Yo creo que la ciencia ya ha comprobado que la energía es indestructible.

¿Y qué es un ser humano?

Algunos lo denominan información y energía y si la energía es indestructible no puede terminar con nuestra muerte, ni haber comenzado con el nacimiento.

Significa que siempre ya fuimos y que siempre seremos, aunque no con este cuerpo físico.

Por nuestra burda constitución se nos escapa lo esencial. Al mismo tiempo creo que Bert encontró una clave para llegar a otros niveles, ahí donde no existe ni pasado ni futuro, donde todo tan sólo es.

Y una persona en una configuración se coloca en un lugar y ante nuestros ojos se transforma en otra.

Con el trabajo en constelaciones se logra llegar a otra dimensión en la que se encuentra todo lo que una vez fue y lo que será. Es la crónica akáshica (India) y tal parece que el destino de los seres humanos está registrado, desde el nacimiento a la partida.

Y si vemos que a través de las constelaciones se nos da la posibilidad de llegar a otras dimensiones, entonces este es un trabajo que nos es obsequiado desde otra dimensión, obsequiado a través de una persona que hace posible que veamos lo que es.

Y tal parece que este es un trabajo sagrado. Tal vez sea en servicio a Dios.

Si nosotros ya siempre fuimos y siempre seremos, no podemos estar apartados de ello. Entonces tiene que existir una posibilidad de regreso a ese lugar de origen y de consciencia de ese lugar del origen y el primer paso es la percepción ¿Cómo?

Lunes 9 de marzo de 2009

Bert Hellinger

Hacia delante, hacia nuevas aventuras de amor. Ayer nos sintonizamos y comenzamos a sentir el primer origen del latir de nuestro corazón. Comenzó a latir en sintonía con el latido del corazón de mamá. Ambos corazones latieron al unísono con amor, con la calidez del corazón.

Y también pudimos sentir lo que eso originaba en nosotros y en nuestro corazón. Si la relación con mamá se interrumpió tempranamente, más tarde en las relaciones posteriores trataremos de buscar y encontrar lo que nos fue negado en la primera infancia. Y muchas veces estos serán intentos vanos, como cuando esto se busca en la relación de pareja. Y en ocasiones se busca hasta en la relación con un hijo, que tendrá que representar para papá o para mamá, a su respectiva mamá.

¿Cómo podemos ayudar a nuestra pareja que tuvo que prescindir tempranamente de mamá, para que pueda regresar allí? Permitimos que nuestro corazón se sintonice con el de su mamá y así conseguimos el puente para que nuestra pareja se sintonice con su mamá.

Los corazones de las mujeres laten de forma diferente a los corazones de los hombres. Y ahora se trata de que los hombres aprendan a latir al unísono con el corazón de las mujeres y que los corazones de las mujeres aprendan a latir en sintonía con el corazón del hombre ¿y cómo se logra esto? Ambos laten en sintonía con el latido de la mamá de su pareja. A través de ambas madres, cuando esos dos corazones laten en sintonía, tanto hombres como mujeres aprenden a latir en sintonía y vibración con algo más grande.

Y ahora retomo lo que me faltó decir ayer ¿Dónde late el gran corazón? Toda la creación es un latir del corazón. Un latir creador, con amor hacia todo tal y como es. El origen original que fue es el latir del corazón de Dios. Y en toda la creación se perpetúa ese latir continúo y con amor. Fue un latir caliente, de un calor inconmensurable, que sigue calentándonos hasta el día de hoy, todos los días cuando sale el sol.

Y ahora regreso a nuestro latir y a nuestro calor de corazón.

Hace catorce días alguien nos envió un mail describiendo un destino: una mujer que dio a luz por cesárea a una criatura tras veinticuatro semanas de concepción, una niña de 12 cm. Los médicos dijeron que la criatura moriría en la noche y que, si sobrevivía, no podría caminar ni hablar y sus funciones cerebrales no se desarrollarían. Colocaron a la pequeña en la incubadora y dijeron los médicos que nadie la tocara. Tras dos meses les fue permitido a sus padres tocar a la niña. Ahora tiene cinco años y está totalmente sana. La mamá estaba sentada fuera con la niña en su regazo y la niña se recostó sobre ella y le preguntó a su mamá ¿sientes algo? La madre contestó que no y la niña le dijo que iba a llover. Y al rato volvió a recostarse sobre su mamá y preguntó ¿sientes algo?. La mamá dijo: no. La niña dijo: se acerca una tormenta. Comenzó a llover. Entonces la mamá le preguntó a la niña ¿qué fue lo que sentiste? La niña dijo “Fue él, el que me sostuvo cuando estuve en la incubadora”.

Ese fue el latir del corazón de Dios. Sean cuales fueran nuestros destinos, de todo lo que hayamos tenido que prescindir, ese corazón siempre latió.

Si queremos entrar en sintonía con el corazón de otros seres humanos, también con personas que se encuentran en una situación difícil, entonces tenemos que sintonizarnos con el latir del corazón de Dios. A través de ese latir, latimos de forma creadora y en amor con otros corazones

¿Qué fue lo que describí ahora? Lo que aquí aprendemos, a ir con un latir del corazón del Espíritu y con amor, que logra sobreponerse y superar a todo aquello que se opone a este amor.

Y ahora de regreso a la práctica.

Si configuramos a una familia, podremos observar como los representantes son tomados por otro movimiento ¿qué sucede en ese instante? otro corazón es el que está latiendo.

Por eso nos acercamos a este trabajo con gran humildad y amor y nos movemos en sintonía con este movimiento de amor y permitimos que nuestro corazón lata en sintonía con el otro corazón.

Ahora voy a decir algo de la comunidad de la vida.

En nuestra vida aquí convivimos con muchos otros seres humanos. Sólo podemos vivir haciéndolo en una comunidad, pero ¿realmente convivimos con los otros en una comunidad de amor?

¿Qué sucede por ejemplo cuando diferentes naciones están en guerra? ¿Y cuándo se destrozan con la mayor crueldad? ¿Podemos reconciliarlos?

O si nosotros nos hicimos culpables con otro ser humano o de su muerte ¿podemos arreglarlo, ponerlo en orden? O si nos sentimos culpables ¿esperamos que otro lleve nuestra culpa?

Y si nosotros morimos sin reconciliarnos con nuestras víctimas ¿puede solucionarse algo así en una única vida? o ¿se necesitan muchas vidas para que aquellos que han sido separados puedan reencontrarse con amor?

Nadie puede huir del destino del AMOR.

Si el amor en esta vida no logra llegar a la meta de la reconciliación se necesitarán de muchas vidas para lograrlo. Y a ésta fuerza, que a través de muchas vidas logra reunir y reconciliar algo en el amor, la llamamos karma.

¿Qué significa comunidad de vida? ¿Comunidad con seres humanos aquí en esta vida o con seres humanos de una vida anterior? ¿qué pudimos ver aquí? El amor concluye todo karma.

Y cómo puede lograrse aquí el amor se nos revela en este trabajo.

Este fue un latir del corazón de Dios. Ella necesita tiempo, no demasiado tiempo, porque si no, asumirán sus hijos lo que ella deje sin solucionar.

Cierren los ojos

Vamos a nuestra alma

A los movimientos de nuestra alma

A los movimientos de nuestro cuerpo.

Y sentimos como la vida late tanto en nuestro corazón como en nuestra alma

El latir de nuestra vida y el latir del amor.

Y de pronto percibimos cómo algo se encoge

Cómo nuestro latir de corazón y con amor, se detiene

Por ejemplo al rechazar a alguien.

O si nos enfadamos con alguien

O si le deseamos la muerte

¿Qué sucede entonces con nuestro corazón?

¿Qué sucede en nuestro cuerpo?

¿Qué sucede en nuestra alma?

Y percibimos en la punta de nuestros dedos, cómo agarran otra cosa. Otra cosa que nos pertenece y qué a su vez nos agarra a nosotros, para finalmente encontrar la calma.

Y nos sintonizamos con un movimiento de amor, hacia aquello que nos aguarda (pausa larga)

Ahora ¿cómo late nuestro corazón ahora? Pausa larga

OK.

¿Cuál es entonces el resultado?

MUCHOS CORAZONES Y UN SOLO LATIDO

B a la mujer- ¿Cómo te va?

C: mucho mejor, muy agradecida de estar aquí

B- ¿Cuál es el resultado? Muchas razones y un solo latir.

Si uno habla, calla el corazón. Mírame a los ojos

Sophie:

Si dos o mas se reúnen en mi nombre ¿Qué significa esto? Naturalmente el amor. Yo supongo que aquí estamos reunidos en amor. O al menos cada uno quiere vivenciar para sí mismo el amor.

La percepción es lo más importante para un constelador y también para cualquiera. Porque si yo pongo atención a lo que otro me cuenta o refiere, siempre puedo suponer. Que es aquello de lo que realmente se trata, nadie puede decírmelo. Ni siquiera la pareja y mucho menos un cliente. Porque si pudiera ponerlo en palabras, no habría ningún problema. Porque la solución está contenida en todo problema, igual que la respuesta está contenida en toda pregunta. De ahí que no miro con mis ojos, ni escucho con mis oídos. Escucho con el corazón y veo con este ojo (en la frente) y aquí puedo escuchar y ver todo de lo que realmente se trata. Se trata de cómo puedo superar mis sentidos y llegar al otro, al sexto. Sólo se logra estando en el aquí, la vida sólo se da ahora, sólo ahora puedo cambiar algo del pasado y programarlo para el futuro. Yo soy creador, cocreador, con cada palabra, con cada pensamiento y con toda actitud y ante todo con mi sentimiento. El sentimiento y la emoción son mucho más rápidos que cualquier palabra o pensamiento.

Tenemos un cuerpo programado perfectamente. Si nos lastimamos un poquito, millones de células se activan para sanarlo. Todo el cuerpo es una unidad. No se puede decir algo mal dicho y creer que el cuerpo no participa de esto, ni darse el caso de que diga algo bien dicho y que mi cuerpo no reaccione a esto.

El rostro hasta los 20 o 25 años nos es regalado, hasta los 40 es lo que hacemos con ese regalo y después es nuestro espejo, lo que hemos hecho o dicho. Y también nuestro cuerpo. Todo es una unidad.

“Así como abajo es arriba, así como arriba, abajo, así como dentro, fuera” de Hermes Trimegistro.

Lo que nos encontramos en la vida es nuestro propio espejo y la oportunidad de transformación.

Yo soy ese viajero que va por el camino.

México, México, te llevo en el corazón.

México, un país, un pueblo, un cuerpo. Lo que cada uno de nosotros hace, tiene un efecto en todo el cuerpo, en el cuerpo de este pueblo, de esta raza, de México. Lo que cada participante haga tiene efecto en todos y al mismo tiempo lo que alguno no haga también tiene su efecto sobre todo.

Todos somos seres humanos, somos una unidad, un cuerpo.

En estos 7 días y si ustedes quieren lo podremos ser por siempre

Todo ser humano al que una vez le di la mano, es un lazo que permanece para siempre

¿Le regalaste al otro una sonrisa?

¿Le regalaste tu anhelo más profundo?

Si lo acompañaste con un sentimiento de amor, se va a cumplir y pronto, tal vez no así como tu lo has deseado, pero el resultado ahí estará, de la mejor forma para ti.

Constelación

B elige a una mujer del público.

S le dice: “veo que tienes muchos problemas”. Ella contesta “Como todo el mundo”. S dice que la mujer no le da su permiso para hacer nada con ella.

S: una frase bonita te voy a dar: “Con mis problemas yo siento que estoy viva”

B: yo te voy a dar una imagen para que te acompañe “Veo como está llorando tu mamá, llora ahora”

La mujer cierra los ojos y poco a poco empieza a temblar y finalmente rompe a llorar con berrinche. Poco a poco se va calmando

B: y le dices a mamá: “ahora estiro mis brazos hacia ti”

S: ¿necesitas algo más?

La mujer se levanta y se va.

Sophie: se me hace que este es el grupo del dolor del corazón. Y como ya sabrán, hay un corazón físico y otro emocional. Este dirige al físico.

Si el corazón está vibrando y abierto, si todos los presentes miran con amor a alguien, como hizo la mujer que estuvo aquí, que escondía su dolor profundo tras un rostro sonriente, con todos sus problemas y los de su mamá y los que ahora ella tiene con su pareja, ella podrá recibir el corazón abierto que ustedes le den.

Si das con el corazón abierto te será regresado el doble a ti.

Ella se presentó como una niña que se esconde del gran dolor. Se comportó así, está furiosa, pero esto no es una solución.

Les invito a poner a vibrar el timo. Golpeen con las 2 manos y digan ah¡ alto.

Y ahora se mantienen en este movimiento y sólo miran hacia delante, donde hay una luz maravillosa, de todos los colores del arco iris y sonríes hacia los colores, hasta que te envuelvan completamente. Tú eres un sol y a donde lleguen tus rayos, iluminarán: “Yo soy ahora, yo soy total”

“Cómo es afuera es adentro”

Todos los dolores, las sensaciones de duelo, los pesares, se acumulan y guardan en este recinto del pecho. Los pulmones son los órganos del duelo. Quien ha experimentado mucho dolor y duelo respira de forma muy superficial. Las puntas de los pulmones se rellenan de agua y muchos tienen pulmonía. Le dimos fuerte al timo para sacar de ahí el dolor, para abrirlo, para que pudiera vibrar el timo. Si se hace con regularidad no se consume el timo, no se atrofia. Cuando les dije hagan un sonido todos dijeron Ah¡ que es el tono del corazón. Y el tono que emitieron con el AH¡ fue una constelación para todo el grupo, para sacar el duelo, el dolor de forma física del cuerpo.

A veces durante el ejercicio aparecen distintas personas, lo que indica que estaban en resonancia con otros y ayudaron también a otros.

Los que tuvieron los ojos abiertos, esos tienen un temor aún y no se permitieron que volviera a surgir ese dolor antiguo. Es inconsciente. El noventa por ciento lo determina el inconsciente. Algunos pudieron superar el estar anclado a la tierra, lo que se logra cuando el corazón (primero el emocional) vuelve a vibrar. Cuando el corazón emocional ya no puede vibrar se producen las enfermedades cardiacas. El corazón emocional sabe todo en uno segundos nada más. Cuando entran en un lugar y al ver a alguien voltean, es que aún no pueden enfrentar ese dolor. No tiene que ver con lo bueno o lo malo.

BERT

Quiero extenderme un poco más…

Cuando la mujer de la mañana se acercó, ella se dirigió hacia mí y se giró de manera que dejo a Sophie de lado y ella comprendió lo que pasaba.

Estas pequeñas señales se pueden leer o percibir.

Cuando me introduje al trabajo de pronto me surgió la imagen de que la mamá estaba llorando y también tuve la imagen de que la mamá de muchos de ustedes está llorando ahora .

CIERREN LOS OJOS

La madre es la relación divina más grande para nosotros, no tiene la menor importancia como sea ella. Cómo madre es una revelación divina y nosotros nos quedamos frente a ella sin querer acercarnos más, sólo con devoción.

Y la vida detrás de la madre.

¿Cuál es su rostro?

Es el rostro de DIOS

El rostro de de la vida detrás de nuestra madre es el rostro de Dios.

Ambas, la vida y la madre, son una grandeza inconmensurable.

Y nosotros como criaturas, en sintonía con nuestra madre y con la vida, nos hacemos grandes, con una grandeza indoblegable en el AMOR

En el amor grande…

OK

¿Un secreto más de la grandeza?

ESTA GRANDEZA ES “ALEGRE”

Este es a su vez un curso de aprendizaje. Pero el crecimiento personal es también un aprendizaje base para poder luego trabajar

Y ahora la aplicación práctica de éste ejercicio. Si un cliente se acerca con un problema ¿cómo comienzan?

Ustedes se imaginan extendiendo los brazos hacia su mamá y más allá de ella, hacia la vida. Y tal vez entonces tengan que hacer muy poco.

¿Por qué? porque los juegos de la muerte terminan entonces.

Esto nos confronta con una nueva dimensión de nuestra realidad y nos pone en contacto con esto. Muchos de los que fallecen de pronto, por ejemplo asesinados o que se suicidan, no saben que están muertos y entonces se pegan a los vivos y quieren vivir a través de ellos, a pesar de que ya están muertos y ¿cuál es ahora el movimiento? Aquí quedo muy claro: la persona que posesiona a otra, quizá sin que lo tenga consciente, porque por regla general no lo saben, sale a la luz en un trabajo de constelaciones. Se dirige a esa persona con amor, porque la entrega con amor que no se dio por el fallecimiento repentino. Y ahora ella se pone a disposición de ese amor. Y entonces el muerto que no puede estar muerto, puede recobrar la paz y regresar al reino de los muertos y el poseído al reino de los vivos.

Tenéis que pensar y sentir que los trabajos de constelaciones que se hacen aquí son siempre para todos: una familia, un campo, un latir del corazón, un cuerpo, para estos 7 días, para todo el tiempo que estemos juntos. Y si abres el corazón y contemplas lo que sucede aquí, entonces en ti y en tu familia va a suceder algo. Si te olvidas realmente de ti mismo entonces tendrás todo.

Meditación:

Cierren los ojos.

Vamos a nuestra familia.

Nos exponemos a toda nuestra familia, tanto a la actual, a la que vive, como remontándonos a muchas generaciones antes.

Y mientras nos exponemos así a toda la familia, Exponiéndonos e ella con AMOR…

Tomamos de pronto consciencia con nuestro corazón.

Percibimos quien de nuestra gran familia aún no puede estar muerto…

Y entonces nos acercamos a ésta persona y le cerramos los ojos con AMOR.

Y cuando vemos que ha alcanzado la calma y finalmente puede estar muerto, nos ponemos de pie y nos giramos hacia la vida y hacia su grandeza y decimos: “AHORA ESTOY AQUÍ PRESENTE”

¿Cómo presentes?

CONTENTOS PRESENTES!!!!!!!!!!

RESUCITANDO DE LOS MUERTOS.

OK …

Cuando Sophie y yo comenzamos a ponernos en sintonía con los movimientos del Espíritu, no teníamos ni idea de hacia dónde íbamos a ser llevados, sólo seguimos adelante llenos de sorpresas con AMOR.

Martes 10 de marzo de 2009

Con el Espíritu no hay una segunda vez, nada se repite, de ahí que no podamos, ni Sophie, ni yo, preparar esto. Prepararse significa relacionarse con algo anterior, algo que ya ha pasado.

Yo ayer fui llevado a algo nuevo, al igual que ustedes y allí se me ocurrió algo muy sorprendente. Miren, es muy fácil decir Si antes de saber de que se trata.

Quiero decir algo acerca de la resurrección de los muertos.

El movimiento del Espíritu, por ser creador, siempre es un movimiento de vida y la vida se da siempre en forma nueva. En nuestro cuerpo nada se repite, todo movimiento es una y otra vez nuevo. También podríamos decir que cada movimiento de nuestro cuerpo es una resurrección de los muertos, algo ha acabado y lo ha hecho para siempre y lo nuevo que se desarrolla es una nueva creación. Esto tiene amplias consecuencias. Si nosotros de forma consciente nos entregamos a este movimiento del Espíritu, es decir si de instante a instante nos entregamos nuevamente ¿qué tiene que ver entonces lo que ya ha pasado? ¿Qué sucede si no nos entregamos a lo nuevo y nos giramos hacia lo que ya ha pasado? ¿Estamos en la vida o comenzamos a morir? Si no nos entregamos al movimiento de la vida y nos giramos hacia el pasado ¿qué significa la resurrección de los muertos aquí? ¿Es la resurrección después de nuestra muerte? Si aún vivimos ¿qué nos importa lo que ocurra más adelante?

La resurrección de los muertos se refiere a la de aquellos muertos que nos atraen, que nos atan ¿qué significa si nos entregamos a estos muertos o que incluso los lleguemos a incluir en nuestra vida? ¿Están al servicio de nuestra vida o nos llevan con ellos hacia el reino de su muerte? ¿Cómo podemos vivir? Solamente si dejamos que los muertos estén muertos. Es decir que si los incluimos en nuestra vida los incluimos en nuestra muerte y si nos acercamos a ellos ¿qué sucede con ellos? Interferimos en su resurrección a la vida.

Y ahora nos imaginamos que los dejamos completamente en paz. Sencillamente viviendo nosotros de instante a instante y dirigiendo la mirada hacia delante. Y porque ya no nos aferramos a ellos, ellos tienen la oportunidad de seguir adelante hacia otra vida.

Imagínense las consecuencias tan amplias que esto tiene para el modo de vivir nuestro y para el modo como queramos ahora ayudar a otros

¿Hacia donde nos llevan cuando se acercan a nosotros pidiendo ayuda? Hacia los muertos ¿Cómo podemos ayudar si nosotros mismos somos atraídos por nuestros propios muertos? ¿Estamos entonces al servicio de la vida? ¿Estamos en sintonía con un movimientos del Espíritu que instante a instante va creando de nuevo la vida?

Ahora nos ejercitamos en acompañar a este movimiento de vida para nosotros mismos y para los que necesitan y esperan ayuda de nuestra parte.

¿Quién quiere?

Meditación

Cierren los ojos.

Muchos hemos acompañado éste movimiento

Primero apartamos nuestra mirada de los muertos, de aquellos que nos están mirando, de los que esperan algo de nosotros y esto les impide vivir de otra manera ahora.

Y luego lentamente nos dirigimos hacia ellos, pero en vez de enfrentarlos, los dejamos de lado y ellos ahora dirigen su mirada hacia otro lado, hacia allí, donde ellos realmente resucitarán.

Y nos colocamos detrás de ellos mirando hacia donde está la vida ahora para ellos.

Y cuanto más ellos se dirijan a esa dirección, tanto más se alivia nuestro corazón y entonces nos giramos hacia nuestra propia vida y damos la espalda.

Y miramos hacia delante sin saber hacia donde nos llevará nuestro camino.

Y suavemente nos inclinamos hacia atrás.

Entonces nos vivenciamos como impulsados por otro movimiento que va hacia delante.

Somos integrados en un movimiento eterno.

El tema de hoy es:

  • SEPARARSE DE LOS MUERTOS

  • LA RESURRECCION DE LOS MUERTOS

  • DEJAR QUE LOS MUERTOS RESUCITEN, PERO NO HACIA NOSOTROS, SINO EN OTRO LUGAR.

Para que los muertos puedan irse y para que nosotros podamos caminar se necesita de una despedida.

Nos miramos a los ojos con amor y entonces todo ha acabado para el muerto y también para nosotros. Pero el no está muerto, porque si no, no le podrías haber mirado a los ojos. El vive, no como muerto, si no de otra forma, pero en la vida. Por eso puede estar cerca de ti, pero desde lejos. Con amor.

Quiero agregar algo más acerca de la despedida. Acabo de referir como se logra una despedida y también lo que se opone a una despedida, o sea lo que impide poder despedirse.

La despedida muchas veces se logra sólo a través de un dolor, el dolor de despedida y ese dolor es el que nos permite separarnos. El dolor que permite una despedida es intenso y es breve. Después de este dolor el vivo se libera y está listo para su vida y el muerto también se libera del vivo para poder vivir su muerte.

Hay también una despedida sin dolor, en sintonía con un movimiento del Espíritu, que vibra con un movimiento del Espíritu. Nos mantenemos, sea lo que fuera lo que suceda, en un movimiento hacia delante y al mismo tiempo sabemos que también el muerto es parte de ese movimiento. Este movimiento puede darse entonces de una forma calmada para nosotros y para el otro, porque dentro de este movimiento grande no hay una separación. No hay ni vida ni muerte, algo más grande nos lleva hacia algo totalmente diferente, a algo en donde nos disolvemos más allá de la vida y también más allá de la muerte. Y ustedes pueden sentir la fuerza que se experimenta si nos sintonizamos con un movimiento tal. Es también una forma de morir, pero un morir hacia algo más allá ¿vivimos entonces menos o más? Vivimos más. Mucho más allá de la vida y de la muerte.

Hay otra cosa más que se opone a la despedida. Estamos esperando de los muertos que hagan algo por nosotros, a veces también que nos rediman, que pongan algo en orden, algo que ellos tuvieron que poner en orden durante su vida y que seguimos esperando aunque ya estén muertos. Y muchas veces también tenemos la imagen de que los muertos esperan algo de nosotros, algo que les faltó, por ejemplo que alcanzasen la justicia.

¿Qué sucede entonces con los vivos y los muertos? ¿Pueden vivir los vivos y los muertos estar muertos? O podemos construir un mundo ilusorio en donde vivos y muertos estén en una batalla en la que los vivos complementan y los muertos también. Justamente es en estos casos en que una despedida completa, íntegra, es necesaria, para que lo pasado pueda ser realmente pasado.

Y ¿cuándo algo realmente puede estar pasado? Cuando lo olvidamos, cuando podemos borrar la memoria de lo ocurrido. Y entonces nos encontramos liberados, puros, para aquello que nos aguarda.

Es todo lo que tenemos que saber para poder ayudar a otros.

En una situación en que alguien fue asesinado ¿hacia donde se siente esa persona atraída? Hacia el asesino, hacia su asesino muerto. Hasta que no lleguen a unirse ninguno de ellos podrá encaminarse en su nuevo camino. Si los descendientes siguen enfadados con el asesino y quieren vengarse, evitan la muerte íntegra, completa del asesino. Esa muerte que puede liberarlo.

Si un muerto fue asesinado en la vida y si nosotros secretamente lo tachamos de malo y si tenemos compasión de la víctima y hasta nos identificamos con esas víctimas ¿Dónde nos encontramos entonces? Con los muertos y se nos pasa de largo nuestra propia vida.

Un secreto más. Todos los muertos están muertos de la misma manera, nadie mejor muerto, nadie peor muerto. Todos se ponen de pie de la misma manera hacia otra vida, más allá de nuestra vida de aquí.

Cierren los ojos

Se sintonizan

¿Cómo se sienten ustedes, si realmente una vez pueden llegar a estar muertos, totalmente muertos?

Sin ser recordados

Sin que se deshaga el duelo

Totalmente olvidados

Totalmente muertos

¡Que riqueza¡

OK

Ahora a estar vivos

Cuando alguien cierra los ojos y su corazón deja de latir muere, aunque no lo haga totalmente. Un señor ruso tomo fotografías Kirlian inmediatamente después de la muerte, después de dos días y a los 14 días. Comprobó que si alguien había transitado en armonía con la muerte, la energía de vida se consumía tras 28 horas. Los que habían muerto con mucho dolor, aferrándose a la vida, librando una batalla, tenían energía de vida a las 50 horas. A un muerto al que le quitaron un órgano, después de 4 días muerto, en el lugar en que había estado el órgano quedaba un hueco. Los suicidas tras 72 horas seguían manteniendo energía de vida.

Sophie

La idea de que caminamos entre muertos es una idea lineal, en cuanto cerramos los ojos se pierde esa línea. Tiempo y espacio se condensan en un instante en las constelaciones.

Somos energía y consciencia, igual a vida. Y el cuerpo está formado por componentes químicos semejantes a los de un árbol, una flor o una piedra. Sólo la proporción es diferente.

Cuándo alguien cierra los ojos, muere, pero no totalmente.

¿Qué tanto estamos en la vida?

“Estar bien controlado” es como decir “estoy muy bonita dentro de mi jaula”.

Me mantengo fiel a mi sistema. No me atrevo a abrirme a algo nuevo porque es peligroso y me quedó en mí. El otro tiene que ser como yo quiero y no como es. Cuando así actúo, rechazando algo, entonces me escindo, me separo de lo que rechazo. Lo que rechazamos es nuestra tarea para poder desarrollarnos y evolucionar.

Si todos provenimos de la misma fuerza, del mismo origen y todos somos ese Uno, cuando rechazamos a otro, nos rechazamos a nosotros mismos.

Y si coincido con él, entonces viene la ayuda para expandir mi consciencia y si lo rechazo me quedo como soy. Él me fue enviado por una fuerza mayor, si no nunca hubiésemos coincidido y así rechazándolo, rechazamos un regalo divino que nos es dado.

Preguntó alguien al Maestro, alguien que cargaba mucho en la vida y el Maestro no contestó. Otro alumno le dijo: “el Maestro nunca contesta, no tienes que esperar nada de él, pero yo te voy a ayudar a superar tu dificultad”. Regresaron tras medio año y el discípulo volvió a preguntar y el Maestro tampoco contestó. Tras un tiempo volvió a pasar el compañero y otra vez quiso ayudarle y ahora el Maestro se puso de pie y le dijo: “Idiota ¿de nuevo le quieres quitar esa oportunidad de vida? ¿Otra vez va a tener que volver a empezar el camino?”.

Cada quien como es, está bien.

Para ser un buen facilitador es bueno mirar a todos a los ojos y decirles “desde el fondo de mi corazón, con toda mi convicción, Tú eres grande”.

Ahora pregunto ¿cuándo has tenido ese sentimiento de “Te amo” para alguien totalmente extraño? Tal vez nunca antes lo habías tenido. El amor, la capacidad de amar, es el capital más grande de un ser humano. Es lo único en la vida, que cuanto más das, más recibes.

LOS ÓRDENES DEL AMOR.

El que no entienda esto y no lo tenga almacenado, no puede trabajar.

Cuando escuchemos tenemos que hacerlo con el corazón

Aquí no buscamos una víctima, ni un perpetrador, buscamos la reconciliación.

Por lo tanto no necesitamos grandes historias

Nosotros partimos de lo que ahora es y vamos hacia delante, no nos interesa lo que pasó.

Interesa que reconozca lo que es en ese instante, porque lo que ahora es, es el resultado de lo que antes fue.

Y puedo regresar para reprochar, pero también tengo la oportunidad de ir hacia delante.

Todo lo que me ha dolido también me ha dado fuerzas, sino no hubiese sobrevivido.

Una receta para constelaciones familiares: jamás trabajar con quien se presente como víctima

Si lo probamos habremos caído en una trampa.

EL PRIMER ORDEN DEL AMOR ES: “El que una vez ha pertenecido a una familia, siempre pertenecerá (padres, hermanos, abuelos, hijos, parejas de divorciados, etc.)

EL SEGUNDO ORDEN DEL AMOR ES el de jerarquía: “El que tiene mayor tiempo, tiene mayor derecho”. Los más pequeños, tienen menos derecho.

El no respetar este principio lleva al fracaso.

Cuando decimos que queremos poner orden en nuestro sistema, el solo pensamiento es soberbio y se tiene que desechar.

EL TERCER ORDEN ES: “El equilibrio entre el dar y el tomar”.

Si doy algo, espero algo de regreso y cuando lo tomo me siento comprometido a dar y no recobro la tranquilidad hasta que no devuelvo algo.

Y devuelvo más, para deshacerme de la carga que siento.

Y si uno ha dado más, el que lo tomó vuelve a sentirse comprometido a devolver algo más.

Es cómo un negocio, haces una inversión y así infinitamente.

Si alguien sólo toma en un negocio, llegará un momento en que ya no funcione.

El que solo toma de los padres, llegará un momento en que los rechace.

En una pareja, si uno solo toma, terminará rechazando al otro.

Si no se da el equilibrio, lo asumirán los hijos y se producirá una doble transferencia. Entonces uno tendrá una pareja que lo ama mucho y se aguanta todo. Es decir, uno vuelca la rabia y la ira con una persona que no tiene nada que ver porque la rabia va dirigida a otra persona. Reconocer una doble transferencia en las constelaciones es de lo más difícil, porque si se mira sólo superficialmente, no puede reconocerse lo que hay detrás.

También se da con lo negativo. En este caso se trata de devolver un poco menos, para volver a equilibrar y seguir. Si siempre devuelvo un poco más de lo negativo, la relación se terminará.

Le preguntaron a Sophie ¿COMO SIENTES O TE IMPLICAS?

S- Si alguien se acerca a mí y se abre, yo me vacío completamente. Yo no sé lo que ella quiere. Entonces espero hasta ser abarcada por una fuerza. Y entonces sé lo que tengo que hacer. No lo puedo pensar y preparar.

Sophie:

Los caminos del amor son enredados. Los caminos del alma son un secreto. Les agradezco a las fuerzas que aquí tienen su efecto. Y ante todo a Bert.

Y si nos unimos en un gran conjunto ¿Qué nos puede pasar entonces? El amor sana todas las heridas.

Y observa si mañana ya puedes ejercitar con cada ser humano.

Y puedes decirle: “YO TE AMO. YO TE AMO”.

Buenas noches…

Miércoles 11 de marzo de 2009

Sophie

Hoy quiero llevarles a una integridad, a una totalidad, a la salud completa.

Hoy se trata de cómo tratar a la vida para que realmente se logre esto. Y experimentamos que la enfermedad obstaculiza la vida y hoy queremos integrales en un camino que nos lleva a reconocer qué es la enfermedad, de una manera que podamos ir más allá de ella, hasta una salud completa. Y es este uno de los logros de las Constelaciones Familiares, que sacan a la luz el rostro oculto de las enfermedades. Entonces aprendemos a tratar a la enfermedad con amor, con un amor más grande, un amor del Espíritu.

Voy a explicar con detalle algunas cosas, con qué rostros se nos muestra la enfermedad.

El primer rostro de la salud es la Madre, un rostro muy conocido, que continuamente aparece en este trabajo.

También se observa que algunas personas cuando hablan de sus enfermedades sonríen. Se ve mucho esta actitud. Es decir la de estar orgullosos de su enfermedad. Pero si miramos a estas personas mientras ellas refieren sus enfermedades y escuchamos con atención cómo lo cuentan ¿quién está hablando en ese instante? Siempre es una criatura. Es extraño. De ahí que podamos deducir que detrás de esa enfermedad se oculta el rostro de un amor.

¿Cuántas oportunidades tenemos entonces de poder ayudar a una persona así para que pueda lograr la salud? Si no comprendemos el sentido oculto de esa enfermedad, no podremos ayudarle.

¿Qué sucede en el alma de un enfermo así? Su alma mira a un ser humano al que ama y que está enfermo y le dice: “también yo me enfermo, igual que tú, porque quiero compartir tu dolor” “Yo te demuestro mi amor al enfermarme así”. Se trata de una compasión “con dolor” en alemán.


¿Podemos ayudar a alguien así? Claro. Ese amor que resplandece en su rostro es un amor ciego, es el amor de una criatura que no ve cómo por ese amor también sufren aquellos por los que está sufriendo. La criatura tiene que ver que la otra persona, a la que ella está contemplando, también ama.

Este movimiento que enferma a una criatura a través de ese amor ciego es un movimiento de la Consciencia.

Casi ninguno de los participantes de estos talleres sabe realmente lo que es la Consciencia y me pregunto el porqué. Si lo supieran tendrían que avergonzarse de su buena consciencia.

La consciencia se percibe a través de dos sentimientos distintos: la inocencia (buena consciencia) que nos hace felices y la culpa (mala consciencia) que se siente como algo desagradable.

¿Cuándo tenemos una buena consciencia? Cuando nos sentimos seguros de poder pertenecer. Eso es lo más importante para nosotros. La sensación de poder pertenecer, cueste lo que cueste, aún si me cuesta la salud o incluso la vida. Lo más importante sigue siendo poder pertenecer, más allá de mi vida.

¿Y ahora qué sucede con esta buena consciencia? ¿Se avergüenzan de ella? La desgracia que trae consigo esto es el movimiento de la criatura que se alegra al enfermarse, porque supone que al hacerlo puede pertenecer más.

¿Cómo superar la enfermedad?

La Consciencia es la que liga a un grupo, conecta a los individuos del grupo creándose una conexión de destinos, una comunidad de destinos. Esto supone que todos quieran cargar con un destino similar, porque suponen que de este modo podrán pertenecer íntegramente a la comunidad. Si quieren mantenerse en un estado de salud ¿qué sucede en su alma? Tienen mala consciencia. Y prefieren estar enfermos a mantener la mala consciencia. No es tan sencillo salir de ese enredo. Se necesita valor, el valor de un adulto ¿Y qué tipo de valor es ese? Es el de cargar con una mala consciencia, el valor de vivir. Solamente con mala consciencia se logra la plenitud de la vida.

Hay aún otra dimensión más: la religiosa. Existe esa imagen interna muy difundida de que a través de una enfermedad logramos el amor de Dios. Cuando estuve en Madrid fui al Museo del Prado y vi las pinturas de los Santos, todos enfermos, todos demacrados.

¿Cómo salimos de una implicación, de una enfermedad, a través de una conversión religiosa? Y aquí conversión significa la despedida de una creencia antigua. Se trata de abandonar la creencia de que la enfermedad nos acerca a Dios y convertirnos a un Dios que quiere la vida en toda su plenitud.

Cierren los ojos

Ahora nos internamos a nuestra alma. Y sentimos el sentimiento religioso en que somos abarcados aquí ¿nos hace felices el sufrimiento o la enfermedad?

Nos dejamos arrastrar por este movimiento hacia menos vida, menos salud. Sentimos este movimiento en nosotros. Miramos hacia el final de este movimiento, hacia una imagen de Dios, por ejemplo de Jesús en la cruz. Y sentimos compasión por él.

Y ahora comenzamos con nuestra conversión, desde la sombra a la luz, desde la enfermedad a la salud. De menos vida a una vida completa.

Y en ese movimiento contemplamos su final, con otra imagen de Dios, el Dios del amor, el amor total, del amor hacia todos tal como son, de la misma manera. Y a Él le decimos “Gracias”

“Y ahora lo tomo todo de ti, en toda su plenitud. Yo regreso a tu hogar”

Música

Pregunta - ¿Cómo se establece la relación entre la consciencia y la genética?

B- El cuerpo y el ADN reaccionan al amor y cambian también a través del amor.

Pregunta – Si siento que sané de un micro adenoma hipofisario ¿puedo dejar mi medicación?

B- Algo interesante. Ella dirige su pregunta a nosotros. Si ella no se responde a sí misma es porque no está totalmente segura. Si no estás seguro al 100 % no obtienes un efecto del 100 %. Si se algo, tengo fe en ello y sé que eso es así.

La fe mueve montañas y tiene su origen en un entendimiento interior, no se trata de la fe ciega, que no mueve montañas. En realidad más que de fe se trata de conocimiento (el de los gnósticos).

La medicina y todos los tratamientos de sanación son artes divinos y son un servicio a Dios y de la Vida. Y si ahora tomo la medicina en sintonía con un movimiento interior, entonces también sentiré si tengo que tomarla o si ya no tengo que hacerlo.

Un ejemplo. Hace unas semanas me llamó una mujer en estrecha relación con las Constelaciones familiares y que tenía un diagnóstico de cáncer de mama. Los médicos le habían recomendado una rápida operación y ella no sabía si tenía el permiso para operarse. Le propuse que asistiera a nuestro entrenamiento intensivo en Roma. Lo configuramos allí: la vida, la muerte, el sí a la operación y el no a la operación. El No se retiro de la vida y la muerte se le acercó. El Sí se acercó a la vida, el Sí a la operación. Esto le sorprendió mucho a ella, porque confiaba más en las terapias alternativas que en la terapia tradicional. Entonces ella estableció una relación amorosa y confiada en la medicina y al mismo tiempo participó de un movimiento hacia la vida y la salud total. La mujer provenía de Grecia y vivía en Alemania. No sabía en que lugar operarse. Por supuesto que era Grecia, en donde estaban sus raíces. Antes de la operación el tumor se había reducido a la mitad. Todos los test posteriores a la cirugía dieron negativo.

En tu movimiento interior puedes llevar tu enfermedad a tu corazón y decirle: “Por ti hago todo”. Y de pronto sentirás exactamente donde encuentras tu tranquilidad y cómo comienzas a alegrarte de tu salud.

Siempre acompañamos a la energía. Vamos a hacer algo para elevarla; si permitiéramos más preguntas bajaría.

ientras dejamos que este movimiento prosiga explicaré algo sobre la bipolaridad, de la que tengo una experiencia limitada. Implica algo semejante a la esquizofrenia, tienen una dinámica similar. Hay un asesinato al que la familia no mira. Ser maniaco implica mirar hacia otro lado con lo que se interrumpe la conexión con la realidad. Pero si miran y lo contemplan porque ya no soportan el no mirar, aparece la depresión. Es decir, maniaco implica mirar hacia otro lado y depresivo contemplarlo sin acercarse.

Tanto en la esquizofrenia como en la bipolaridad hay una víctima y un perpetrador que no logran encontrarse porque ambos son rechazados y entonces otra persona bajo la influencia de otra consciencia ha de representar a las dos personas a la vez, sin lograrlo, porque ambas personas están separadas y así viven la escisión dentro de sí mismas.

Ahora ambos se han encontrado y pueden volver a ser integrados a la familia y a ser incluidos en el corazón y nadie tiene ya que representarlos. Todos se sienten liberados. Ellos han regresado al hogar de la familia. Mientras estén excluidos en cada generación habrá un bipolar o un esquizofrénico, que liberan a los otros miembros de la familia de esta carga. ¿Qué sucede con los que asumen este rol? Se les dice que están enfermos, cuando en realidad son los que tienen el amor más grande.

B a C: ¿Cómo te sientes?

C- Bien

B- Ahora disfruta la vida. Lo mejor para ti aquí en la Tierra. No vayas al cielo.

Ahora les hablaré de otro rostro de la enfermedad, detrás de la que actúa otra consciencia.

Se trata de una consciencia que no se siente en nuestra cultura, aunque puedo imaginar que si se puede sentir aquí, en las culturas indígenas. En la cultura occidental está separado.

Imagínense que ocurriría si alguien configura familias sin conocer a esta otra consciencia. Es importante que el que trabaje con constelaciones familiares conozca los distintos tipos de consciencia. En mi nuevo libro “El amor del Espíritu” describo de forma detallada estas diferentes consciencias y su efecto en nuestras vidas y su influencia en nuestra salud y en nuestras enfermedades.

Esta segunda consciencia es la consciencia colectiva, una consciencia de antaño, mucha más antigua que la que sentimos como inocencia o culpa. Por ser tan arcaica y antigua, también tiene mayor fuerza. Es una consciencia común que logra mantener la unión en un grupo, porque esta consciencia va más allá de la consciencia de inocencia y culpa. Se rige por dos leyes fundamentales: la primera es la de que “Todos tienen el mismo derecho de pertenencia”. Esta consciencia no soporta ningún rechazo, ninguna exclusión, mientras que la otra consciencia nos obliga a veces a rechazar a alguien, con buena consciencia. Como castigo se produce la muerte, aquí no hay juego posible, sólo una seriedad mortal, cuando se infringe esta segunda consciencia.

En el ejemplo de antes, el sistema familiar de la mujer había excluido a esas dos personas, que no tenían sitio en la familia. Entonces todo el sistema familiar entra en desorden. Esta segunda consciencia desea restablecer el orden y lo logra escogiendo a algún otro miembro del sistema familiar que se verá obligado a representar a los excluidos y de este modo a vivir una vida ajena.

El único camino que conozco para resolver este problema son las constelaciones familiares.

¿Cómo podemos cumplir con esta primera ley de esta consciencia colectiva para que nadie tenga que representar al excluido? Muchas enfermedades llevan el rostro del excluido. Si volvemos a incluirlo en nuestra alma, la enfermedad se puede retirar y nosotros podemos sanarnos.

Meditación

Cierren los ojos

Ahora vais a vuestro cuerpo.

Y sienten donde algo se ha enfermado, donde algo está doliendo, donde algo ya no funciona completamente.

Y ahora colocamos a esta enfermedad o dolor frente a nosotros, a cierta distancia y miramos esta enfermedad o este dolor, con AMOR

Pero sin mirar con atención, nuestros ojos se suavizan.

Nosotros miramos alrededor de esta enfermedad y de este dolor.

Y percibimos mucho más de aquello que está detrás. Y esperamos.

Luego, al cabo de un rato, aparecerá detrás de la enfermedad o del dolor un rostro

Cuando este rostro aparece le decimos a esa persona “SI, te llevo en mi corazón, te regreso a casa”

Y puede ser que ésta persona titubee, tal vez su dolor es demasiado grande.

Pero nosotros ampliamos nuestro corazón, lo extendemos, hasta que ésta persona que tal vez también sea una criatura se atreva a acercarse. Extendemos los brazos hacia él o ella, y ahora lo llevamos y lo tomamos en nuestro corazón.

Y la enfermedad y el dolor lo dejamos fuera.

OK

SOPHIE

Salud y enfermedad han sido mi tema favorito toda la vida.

Lo asombroso es que la palabra salud sólo tiene singular mientras que la palabra enfermedad no.

Si miramos a una enfermedad veremos un bloqueo. Energéticamente significa que algo se encuentra bloqueado. Y en las radiografías se observa una mancha negra. La energía no la atraviesa. Es la enfermedad.

La enfermedad no comienza en el cuerpo, aquí se manifiesta mucho más tarde. Toda enfermedad o alteración en el cuerpo comienza en un nivel espiritual y esta alteración en el nivel energético se capta maravillosamente con las modernas técnicas.

¿Qué significa entonces que el bloqueo empiece a nivel espiritual?

En la Homeopatía, algo similar cura algo similar. La medicina tradicional rechazó la homeopatía porque no es verificable ni comprobable, pero con las constelaciones familiares vemos que si regresamos al origen de ese desequilibrio y en ese evento terrible colocamos una nueva información, entonces todo puede cambiar en el sistema.

A veces es una palabra, a veces es una frase. Incluimos una nueva información que hace que la otra se pueda borrar y lo negativo pueda ser retirado por lo positivo.

Si la enfermedad aparece en el nivel energético, se soluciona en el nivel energético.

En la medicina conocemos el efecto placebo. Nuestro espíritu si considera que algo ayuda, realmente ayuda. Ha aumentado el efecto placebo desde el 40 -45 % hasta el 70 %, lo que indica una evolución en el corazón humano. Lo sorprendente es que la homeopatía está ahora incluida en la ciencia.

Hicieron investigaciones con médicos. Les dieron una medicina junto con la información de que era terriblemente fuerte, que producía enormes efectos secundarios, que curaba, pero que sólo servía para casos muy extremos. El producto era inocuo. Los pacientes que lo probaron, conociendo esta información, tuvieron esos fuertes efectos secundarios.

Escojan a un médico que esté en el mismo nivel de consciencia que ustedes. Si está por debajo de su nivel quizás no les pueda ayudar.

Nos estamos dirigiendo hacia una época en la que el intercambio se produce a un nivel espiritual. En Austria se dan conferencias para prevenir el cáncer que infunden tanto temor a las mujeres para que vayan al médico, que el 20 % enferma de cáncer.

En el término de un segundo se produce un cambio, con las frases que repetimos. Todo lo que sentimos o pensamos está en relación y lo que más importancia tiene es el amor.

El cuerpo en 20 días se renueva, cada célula se renueva. Solamente necesitamos un nuevo programa para el Espíritu.

Jueves 12 de marzo de 2009

En nuestro camino a veces nos tropezamos con piedras y damos un gran paso para evitarlas y seguimos hacia la felicidad completa y la vida completa. Podemos comparar esto con nuestro desarrollo personal. Nacemos como criaturas muy pequeñas y tenemos que crecer lentamente y al hacerlo vamos ganando en tamaño. Hay sociedades de origen, primarias y también grupos de indígenas de aquí, que aún viven en este tipo de sociedades. Originariamente los seres humanos vivían en pequeños grupos como tribus y en esos grupos cada uno era importante. No se podían ni imaginar la exclusión de alguno de ellos. Todos pertenecían. Esa ley de que todos tienen derecho a pertenecer ni se cuestionaba, era lo normal.

En esos grupos también había, o hay,un orden de jerarquía, los pequeños se mantenían abajo, el primogénito estaba antes que el segundo y cuanta más edad tenía una persona, tanta más jerarquía dentro de ese orden. Y en la parte superior estaban los que llevaban más tiempo dentro del grupo. No se podía uno ni imaginar el hecho de que un chico de 16 años le dijera a uno de 30, muévete de ese lugar. Eso era impensable. Cada quien tenía su lugar establecido y fijo según su tiempo de pertenencia al grupo.

Les conté todo esto para explicarles la segunda ley de esta consciencia colectiva: “Cada quien tiene su lugar según el tiempo de pertenencia al grupo, es decir existe un orden de jerarquía. Esto es muy sencillo.

En una familia por ejemplo si una criatura ve que la mamá enferma, le dice: “Yo lo asumo por ti” “Yo me enfermo en tu lugar” “yo muero en tu lugar”. Con esto, la criatura se coloca por encima de su madre, lo que implica infringir el orden de jerarquía. La criatura no nota esta infracción del orden porque dice esa frase: “Lo hago por amor”, con buena consciencia y con la suposición de que si realiza esto, tiene más derecho a pertenecer.

¿Cuál es el resultado de infringir a esta ley, aunque sea con amor? La criatura realmente se enferma, está dispuesta a morir y a veces esto sucede, muere.

El castigo por la infracción de la segunda ley de la consciencia colectiva es el fracaso o la muerte. Esta ley es una de las causas más comunes de las enfermedades, de enfermedades graves o mortales.

Hay facilitadores cuyos clientes llegan y les dicen: “Por favor constela a mi familia”. Y entonces el constelador se siente grande, pero ¿grande como un adulto o como un niño? ¿Qué sucede entonces? Fracasa. Infringió el orden de jerarquía de la familia ¿en qué sentido lo hizo? Se colocó por encima de los padres del cliente.

En este trabajo también hay un orden de jerarquía según el tiempo de pertenencia, porque si un cliente se acerca a nosotros, de inmediato nosotros pasamos a pertenecer a ese grupo y nos incluimos como los últimos. En ese grupo ocupamos el lugar más bajo ¿quién tiene el primer lugar en ese grupo? Los padres del cliente. Luego va el cliente y por último el facilitador.

Cuando se acerca alguien que dice constela a mi familia, quiero constelar esto o lo otro y el facilitador dice “Sí, lo haré” ¿quién ejerce aquí el control? ¿ y cual es la situación en su familia? ¿Quién controla su familia? El cliente, él controla a sus padres, de ahí que tenga un problema.

Y él hace lo mismo con nosotros ¿qué hacemos entonces? Nos colocamos junto a sus padres y les damos su importancia, siempre junto a ellos, al servicio de ellos. Y entonces el cliente de repente puede notar en donde se encuentran sus límites y algo puede moverse hacia el bien.

Ahora algo práctico.

Meditación

Cierren los ojos

Vamos a nuestra familia de origen y contemplamos su orden.

Ahí se encuentran los padres

Y juntos se colocan en el primer lugar, porque juntos comenzaron con este grupo

¿Se sitúa uno de nuestros padres por encima del otro?

¿Cuál es su efecto?

¿Cómo se siente esto en nuestro corazón y en nuestra alma?

¿Le corresponde a alguno de ellos el primer lugar y al otro sólo el segundo?

¿Uno de nuestros padres tiene más peso que el otro?

¿Respetamos a uno más que al otro?

Y ahora permitimos que ellos ocupen en nuestra alma el mismo puesto en el orden jerárquico.

Le permitimos a ese padre o madre que tuvo que mantenerse en la retaguardia que dé un paso adelante, junto al otro o la otra, situándose a la misma altura, con el mismo peso.

Y ahora contemplamos como ambos se miran a los ojos, así como de seguro lo hicieron cuando se conocieron y cuándo se decidieron a formar una pareja para toda la vida, cuando se casaron.

Cada uno le dijo al otro: “SI”, de igual a igual.

Y nosotros ahora contemplamos a ambos uno junto al otro, nos sentamos frente a ellos en el suelo y desde ahí los miramos, hacia arriba.

Y sentimos la benevolencia del orden, ellos allá arriba, nosotros nos mantenemos abajo.

Y luego nos imaginamos como vamos creciendo, como nos hacemos más grandes y de pronto, igual de grandes que ellos, nos inclinamos ante ellos y decimos: “GRACIAS” .

Y luego nos giramos, damos unos pasos hacia adelante, nos encontramos con una pareja y nos colocamos junto a él o ella, en el mismo nivel, le contemplamos a los ojos y le decimos “SI”

Muchos siguieron, a su vez tienen hijos.

Y se colocan junto a su pareja y juntos miran a sus hijos,

Ellos grandes, los hijos pequeños.

¿Cómo se sienten los padres?

¿Cómo se sienten los hijos?

OK

Hay que trabajar, soy un maestro que quiere transmitir algo al servicio de la vida.

Quiero volver al orden de jerarquía para poder comprender mejor sus dimensiones. Por ejemplo si alguien en una Empresa empieza a trabajar para alcanzar un puesto mejor, alguien de un nivel muy bajo que quiere abrirse paso y subir. Surgen rivalidades ¿Quién gana? Esta competencia está al servicio de la vida, porque todo se hace a través de una competencia y gana el mejor ¿por qué es el que gana? Porque es el que más da. Dominio tiene que ver con servir. El que más sirve en el sentido de dar algo a otros, se gana una posición más elevada, porque ha dado.

Pero hay un orden de jerarquía doble, si alguien de fuera se incluye, alguien que ya acumuló en otro lugar, a esta nueva Organización llegará como el último ¿qué sucede ahora?

Se produce un conflicto entre dos órdenes jerárquicos, hay un orden según el logro y otro según el tiempo de pertenencia. Tal vez por sus logros esté en el plano superior pero por el orden de jerarquía tiene que colocarse abajo. Este es el mejor punto de partida para él, si es que reconoce que es el último que se incluyó en este grupo y ¿qué hace entonces? Les pregunta a los que ya estaban en la organización, se los gana a todos por mantenerse en el nivel inferior y cuando se los haya ganado a todos podrá aplicar lo que sabe.

Pero si su actitud es ”Aquí estoy yo. Ahora les voy a enseñar como hacer las cosas” ¿qué ocurre en la organización? Los mejores colaboradores se retirarán y él se quedará solo, porque infringió el orden de jerarquía y siempre que se produce esto se llega al fracaso.

Gracias a Dios no hay conflictos entre los facilitadores

Viernes 13 de marzo de 2009

Sophie

Constelaciones familiares son para mí una acción sagrada y puedo sentir exactamente cuándo de mi propio campo me integro al campo del trabajo, se siente totalmente diferente. Este campo es mágico porque transforma mi rostro y cada célula de mi cuerpo. De pronto todo se halla relajado, pero también el opuesto exacto. Es decir que también aquí los opuestos fluyen y se encuentran en un todo.

Y ahora les quiero mostrar que efecto tan profundo e inmediato puede tener este trabajo. Es cuestión de cada uno y este es el mayor logro que se puede tener en la vida.

Y ahora quiero preguntar ¿hay alguien aquí presente en conflicto o rechazo con mamá?

Sale una mujer y se sienta entre Bert y Sophie.

Bert le da un golpe fuerte en la espalda, repentinamente, con el puño cerrado.

¿Qué significa comenzar o internarse correctamente en el trabajo de constelaciones? ¿Cuál es la primera tarea del facilitador? Encontrarse sin intención ninguna, es decir sin esa intención de querer solucionar o arreglar algo para ella. El segundo paso se refiere a la actitud del constelador, sin compasión para la forma como ella se revela

Vimos esta mañana en la constelación de los alcohólicos como la clienta sentía la furia de una mujer hacia el alcohol, su misma fobia hacia el alcohol. Y por eso el alcoholismo estaba presente en su familia. A diario tiene junto a si a un alcohólico empedernido. Así como esa mujer rechazaba a los alcohólicos, lo hacía la clienta. Pero los alcohólicos pertenecen al sistema y han sido excluidos de él y a través de la enfermedad de la mujer ellos se vuelven a revelar en el nivel actual. Y la cliente se enamoró de un hombre, su marido, que a diario le muestra el problema del alcohol. Y nadie la obligó a ello, ella misma lo decidió. Se presentan ahora en el nivel más alto y ¿Qué vimos en la constelación? Al principio la cliente no los podía amar, lo intentó. Y uno de los representantes fue muy auténtico y no se entregó hasta que percibió que el corazón de la cliente se encontraba abierto.

Ahí pudimos observar que la solución se halla siempre en nuestro corazón. Y no tiene importancia cuanto se remonte en la familia y si conocemos o no a aquellos con quienes estamos vinculados. Se trata del esfuerzo que alguien hace para abrir su corazón a alguien a quien rechaza.

En el siguiente ejemplo, la clienta arrastraba a sus hijos para sacarlos de la enfermedad pero esta le dijo: espera, yo estoy presente, de mi no puedes deshacerte tan fácilmente. Entonces la cliente se acercó y miró con amor hacia la enfermedad, reconociéndola como su tarea. Y se vio la transformación. La solución es dar el amor, pero muchas veces no somos capaces de dar. Sola no pudo hacerlo, sólo quería alejarlos de la enfermedad y de este modo, sin embargo, se perpetua lo malo, lo trágico. Y es por eso que a diario damos un paso para ejercitar el corazón. Y muchos ya lo han logrado, porque observo que no son tantos los que tienen problemas con su mamá.

¿No es sencillo esto?

Mira con amor a tu enfermedad, es tu tarea.

Si alguien dentro de sí no logra hacer el acercamiento con su mamá ¿puede lograrlo realmente otra persona por él? ¿Puede el facilitador hacerlo por el otro?

Por eso es importante que el facilitador primero se sienta en sintonía con su mamá. En caso contrario atraerá siempre a clientes que no estén en sintonía con su mamá. Y en lugar de acercar al cliente a su madre, se colocará el mismo como la mejor madre. Tendrá clientes muy apegados a él, lo que será una seguridad para su negocio. Esto sucede porque él está ciego para este síntoma. Por eso aquí la posibilidad de abrir el corazón y mirar al otro con un sentimiento diferente.

Serás un buen facilitador si con los clientes sentados en un círculo los miras a todos y sientes y percibes a cada uno de ellos como si tú estuvieras abrazado a ti mismo. Y este es el siguiente problema ¿Quién puede quererse, abrazarse? Solo aquel que ama a su mamá.

Percibir a alguien y no percibir su vestimenta. Si eres capaz de decirle a cada uno, como si se lo dijeras a un ser humano amado: “Te amo”. Te entregas en el sentimiento al otro. Y a la vez te abres para que esa otra gran fuerza te pueda guiar en el trabajo.

¿Qué consecuencias tendría si yo ahora le pregunto por los conflictos que tiene con su mamá?

Hasta da la risa.

Muchas veces por eso se transmite la tarea a otro, porque uno no está dispuesto a cumplirla. Hacia donde no queremos mirar, allí ofrecemos la resistencia mayor. Detrás de esa puerta se encuentra el tesoro. Antes de esa fuerza nos hayamos unidos en lealtad, muy implicados.

Aquí yo represento a la mamá. Cada uno debe examinar como se siente conmigo. Con eso te miras al espejo. Todas las demás llaves están ahí enterradas.

P: ¿En qué consistía el movimiento de las manos?

B: llegué a un movimiento que tenía que ver con él, pero no sabía exactamente qué es lo que había sucedido y al mismo tiempo percibí lo que sucedía dentro de él y de mí. Existe la posibilidad, si nos entregamos a los movimientos del Espíritu, de que corporalmente podamos percibir lo que se está procesando en el otro y a la vez ambos somos abarcados por un movimiento sanador. Más no te puedo decir.

P: Cuándo se ingresa a una criatura en el hospital, ¿tiene más importancia el tiempo de separación de los padres o la enfermedad?

B: mi imagen es que si los padres tienen que dejar al niño en el hospital, que internamente le digan al hijo: “POR TI HACEMOS TODO”. En este instante se conectan de buena manera con la criatura y ésta, aunque esté separada de sus padres, percibe su presencia. Y a la vez los padres tienen una buena sensación de que hacen lo mejor para el niño.

P: Como médico forense ¿solicito permiso al sistema de los enfermos para trabajar con ellos? Durante el funeral ¿empiezo a trabajar o espero que hagan el duelo?

B: Ahora te voy a decir cómo reaccionaría yo. Cómo médico cumples con tu trabajo. Y lo decisivo para la familia es que realmente sientan el duelo completo. Todo intento de aliviarlo se opone a la despedida.

P: En uno de los trabajos de ayer por la tarde contacté con un dolor muy profundo. Mi hija está aquí y dice que cuando me mira a los ojos después de eso, le doy miedo.

B: Tú hija tiene la imagen, pero no tiene nada que ver contigo. ¡No tiene que ver contigo!

Tu hija se arroga algo que no le toca. Es infringir al orden de jerarquía.

La mujer solloza,

S: ¡qué extraño que te entristezca esto! Lo que ella ve en tus ojos sólo tiene que ver con ella. Pero tu reacción tiene que ver contigo, con algo totalmente diferente. Colócate en el escenario.

La coloca en el extremo izquierdo de la tarima (1), e integra a otra mujer (2) y le dice: “tú eres su mamá (2)

1 está intranquila, gesticula mucho con la boca.

Bert a 1: di MAMÁ

B: No se escucha nada.

Más fuerte: MAMÁ

Más fuerte: MAMÁ, MAMÁ (cierra los puños al gritar)

Dile: TE ODIO

1 no lo hace y cae al suelo.

2 mira al público.

B: Te diré algo, tienes una imagen de tu mamá que no tiene nada que ver con ella.

Dile: LO SIENTO

1 llora y se toca el pecho.

2 vuelve a mirarla

Bert: se dan cuenta como de pronto tiene otra imagen

¡Ay Dios nuestras imágenes!

¡PURA MIERDA!

Es suficiente, OK

Esto hace necesario que comente algo sobre las imágenes interiores.

Las imágenes son pensadas, hechas por nosotros. No hay imagen alguna que sea verdadera. Las imágenes que nos construimos tienen una meta, por ejemplo, las que hemos visto aquí ahora. Nos dan derecho para rechazar a alguien y además nos dan el derecho de mantenernos inactivos. Es decir, se oponen a la acción. Y por ser estas imágenes fabricadas, de inmediato podemos hacernos otras imágenes, bellas, felices, todas fabricadas.

Pero la diferencia es que tienen un efecto contrario, estas vuelven a unir todo, con amor.

Cierren los ojos:

Ahora contemplan las imágenes que tenemos de mamá.

¿Qué sentimientos acompañan estas imágenes?

¿Cuántas imágenes son?

¿Son más de tres?

¿Son más de cinco?

Y ¿qué le ocasionamos a mamá con estas imágenes?

¿Las balanceamos en nuestra mano como un gran bate para darle a ella?

¿Son imágenes asesinas, con un anhelo de muerte?

Y ¿qué efecto tienen entonces esas imágenes sobre nosotros?

¿También con este bate nos golpeamos a nosotros mismos?

¿A nuestras vidas?

Pausa

Y ahora miramos a nuestra mamá, y la vemos envuelta en una luz brillante, una luz divina

Amada por Dios, tal como es.

Determinada por él con amor a nosotros y ahora nos maravillamos frente a ella con devoción.

Pausa

QUERIDA MAMA

Pausa larga

OK

Imágenes bellas, pero también fabricadas, aunque más cercanas a la realidad y que además hacen feliz.

Creo que es conveniente mostrar más acerca de las constelaciones y la forma de proceder. Sophie y yo hemos trabajado mucho en la forma de ya no comentar nada, ni de preguntarle al cliente. Para demostrar cómo se hace esto, otro ejemplo.

Voy a decir algo acerca de la epilepsia.

La epilepsia protege de un impulso asesino.

En mi experiencia hasta ahora este es el trasfondo de la epilepsia. Cuando ocurre de repente, podemos suponer que en ese instante se estaba dando el deseo de asesinar a alguien.

Con niños epilépticos coloco a un representante para el niño y permito que grite fuertemente: “te voy a matar”. Y de pronto el representante de la criatura percibe que no es su rabia. Entonces constelamos a esta otra persona y la criatura queda liberada. A veces se soluciona en un cuarto de hora.

Con esto se puede ayudar a muchas familias con niños epilépticos.

Ahora imagínense lo que uno provoca en un niño si se le trata con el diagnóstico de epilepsia. Se hace por esa necesidad de querer ayudar. Porque los trasfondos sistémicos se mantienen ocultos en una enfermedad así.

Yo se que aquí están presentes muchos médicos. Si ellos se dan cuenta de las posibilidades que hay para ayudar, cuando podamos verlo en un contexto mayor y cuando podamos hacerlo visible. Este ámbito de la salud y de la enfermedad es un ámbito que con las nuevas comprensiones de las constelaciones familiares puede ayudar a muchos si realmente es abarcado. Pero yo no soy médico no puedo ir a explicarles las posibilidades que se dan en un trabajo así, porque cada profesión es un campo espiritual. Cada tipo de psicoterapia es un campo. Y me temo que los facilitadores también se convirtieron ya en un campo, un campo morfogenético.

Todos pertenecemos a distintos campos. El básico, el fundamental es, por supuesto, la familia. Para pertenecer a un campo así tenemos que comportarnos tal y como este campo lo espera de nosotros. Y vuelve a tener un rol importante la consciencia.

El oficio, la profesión nos une y nos da una seguridad. Y para poder participar tenemos que comportarnos de acuerdo a reglas determinadas. Si alguien se desvía, por ejemplo con otras comprensiones de cómo ayudar, ahora en el ámbito de la medicina o de las distintas psicoterapias, entonces será excluido.

Los distintos campos determinan lo que podemos y debemos saber y lo que no. Es decir, limitan la percepción. Y la ciencia funciona igual, no es una excepción ¿Cuántos científicos con nuevas comprensiones fueron rechazados y hasta perseguidos por otros científicos?

Todos somos sólo seres humanos, ninguno peor, ninguno mejor. Y si ahora alguien desde fuera trata de introducirse en un campo así, por ejemplo con una nueva comprensión, no tendrá posibilidad. El campo pone una frontera y si es dentro del campo donde se da una nueva comprensión, ese alguien será excluido y en muchas ocasiones, asesinado. Ese es el destino de los herejes.

Ahora se está produciendo el hecho de que muchos médicos ya están aplicando estas comprensiones. Pero mucho cuidado con decir “esto es mejor”. Esto hay que emplearlo de forma secreta, sin que nadie exteriorice: “Lo sé mejor que tú”, porque todos en el campo aman de una forma especial y todos hacen algo bueno.

Si yo propusiera un curso sólo para médicos, para demostrarlo, sería peligroso para mi, porque muchos se sentirían amenazados. Pero si hay médicos que vienen voluntariamente, lo observan, lo llevan a su trabajo e incluso lo comprueban y luego dicen incluso algo al margen, acerca de las constelaciones, entonces en ese grupo se producirá curiosidad y entonces el campo se modificará desde dentro. Y tal vez, más adelante uno de esos médicos me invite para un grupo de médicos interesados. Y de ese modo yo me interno en ese grupo como alguien de abajo. De ningún modo me comportaría con los médicos, como médico. Es decir la iniciativa quedaría con los médicos y luego yo vuelvo a retirarme y ellos consigo.

Esta es la forma como este trabajo puede extenderse, con mucho respeto por aquellos que con esfuerzo logran algo en su profesión y sin juicio. Y si llego a alguno de estos grupos. Lo hago como si sólo trajera un juguete nuevo, Y todo se mantienen en un nivel humano, de igual a igual.

Las constelaciones familiares se mantuvieron en el ámbito de la psicoterapia, en donde comenzaron, en el de los profesionales de la ayuda. Pero ahora hablamos de la Hellinger Sciencia como de una nueva ciencia de relaciones humanas. Y esto es una ciencia que ha investigado en los órdenes de las relaciones y las aplica y en este ámbito sigue desarrollándose. Muchos profesionales toman algo de esto, incluso en su propio ámbito. De ahí que Sophie y yo nos movemos más allá de los límites de la psicoterapia, aunque no nos internamos en los otros campos. Pero si nos invitan hacia distintos ámbitos, entonces sí vamos.

Queda claro en este lugar que hemos sido invitados al campo de los maestros, en donde se ha demostrado sus buenos efectos. Y esto no es psicoterapia, es la ciencia de la educación.

Por eso es que en nuestros cursos se reúne gente que proviene de distintas profesiones y que allí quieren aplicarlo ¡Bienvenidos! Si bien no necesitan ser facilitadores para ello, sino que se mantienen dentro de su campo. Nosotros contribuimos con algo y ellos se mantienen en lo que saben.

Sábado 14 de marzo de 2009

Sophie

Un mejor comienzo y mejor bendición que la que escuchamos no podría haber. Aquí alguien nos está contemplando desde arriba, sonriendo, perdurando 35 años, porque sino esta empresa no podría haberse desarrollado de esta manera. Los órdenes del amor se practicaron aquí, hasta hoy. Y así también nosotros queremos dar las gracias, primeramente arriba a esa fuerza grande que hace posible todo; luego a la fundadora de esta escuela. Hoy se cumplen 20 años de su muerte. Y así como es los hijos siguieron a la madre con el mismo espíritu. Y además con agradecimiento a ustedes por su presencia y con el anhelo de que también ustedes encuentren la clave de su corazón. Y si la han encontrado que encuentren la cerradura adecuada. Y así quiero invitar a todas las personas para que participen aquí con nosotros y además con el deseo de que también ustedes se abran y unan a estas frecuencias y la forma más sencilla de sintonizarnos es con música y si cierran los ojos esta energía permanece completamente en ustedes.

Bert

Ya estamos sintonizados de forma especial para este día y nos sentimos unidos a fuerzas sanadoras y por movimiento de amor, que ya han originado grandes cosas creativas en este lugar y en nuestra vida. Nosotros nos podemos ligar en cada momento con esas fuerzas grandes, vivas y creadoras.

Y lo que hoy vamos a hacer aquí sólo está al servicio de una meta: ligarnos más profundamente con esas fuerzas creadoras, para vivenciar en nosotros mismos como esas fuerzas le dan una oportunidad al amor en nuestra vida.

Y Sophie y yo entregamos nuestro corazón a este trabajo.

Hoy tenemos muchos nuevos huéspedes y nos proponemos demostrar un poco más como lograr algo en una familia.

Primero mostraremos algo y luego les guiaremos a la profundidad a que se revela a través de meditaciones y explicaremos lo que sucedió y qué ordenes están al servicio de la vida y del amor.

Vamos a darles la oportunidad a los que se agregaron, si quieren solucionar algo para su familia.

¿Quién quiere de ustedes contemplar algo con más detención y solucionarlo?

Bert

Quiero decir algo acerca de LA INTENCIÓN.

¿Qué sucede cuando tengo una intención y le ayudo a alguien?

¿Y si un facilitador tiene una intención de lograr algo y a veces en el sentido del solicitante? ¿En qué lugar se ubican entonces ambos?

Ambos desconfían de un movimiento interior del alma y se imaginan que pueden intervenir en un movimiento creador, como si pudieran tener en sus manos la vida y el destino de un ser humano. El facilitador en este caso se comporta, y también el que solicita la constelación, ambos de la misma manera: entrega su vida y su destino en manos de otra persona.

Entonces ambos comienzan a hacer algo y ¿cuál es el resultado?

Dios los abandona porque se arrogan ubicarse en el lugar de él.

La pregunta que ahora surge es cómo pueden encontrar el camino de regreso. Aquí se trata de encontrar el camino y es:

Asiento a todo y asiento a las consecuencias

Quiero decir algo acerca de la RELIGIÓN

Hay dos tipos de religión. Igual que hay dos formas de hacer constelaciones y dos formas de ayuda de ser humano a ser humano.

Por eso todo lo que aquí vivenciamos tiene amplias consecuencias para nuestra alma.

Un movimiento está completamente al servicio de la vida y el amor y el otro movimiento suprime a Dios.

¿Qué hace alguien que siente que puede, o que tiene, que ayudar a otro y qué toma la actitud de poder determinar el destino de un hombre y más grave aún, como si él fuera la salvación del otro?

Primero diré algo acerca de la religión que practicamos en occidente, el cristianismo; pero según mis observaciones casi todas las demás religiones se mueven en el mismo sentido.

Un ejemplo sencillo. Cuando oramos a Dios que nos ayude ¿qué decimos entonces acerca de Dios? A través de nuestra oración y petición negamos a Dios, como que Él no estuviera entregado y abarcara todo, tal y como es. Vale lo mismo si hacemos una petición para otra persona; nos comportarnos como que tuviéramos que convencer a Dios para que hiciera algo por el otro. En realidad en lo fundamental le decimos a Dios: “yo amo al otro más que Tú”. Y después hay distintos caminos y ritos como para convencer a Dios de que ayude a otro. Le sacrificamos algo. Por ejemplo le decimos: “Si tú le ayudas a él, yo prescindo de algo. A veces le colocamos una vela ¿le importa a Dios una vela? ¿Qué imágenes son esas? Como que lo tuviéramos en la mano, como si tuviéramos en la mano el vivir y el morir, o que tuviéramos en la mano el poder de que el otro viva o muera.

Ahora imagínense la actitud que adoptamos cuando compadecemos a otro. Nos comportamos como si dijéramos: “nosotros amamos, Dios nos ama”. Como si el otro necesitara de nosotros y no de Dios. Y todas esas religiones hacen la diferenciación entre lo bueno y lo malo, como si Dios escogiera a algunos y condenara a otros. Como si nosotros tuviéramos que conocer a Dios para que nos elija ¿Y qué hace alguien que se siente elegido? Él condena entonces a los otros.

Eso es religión; la que nos mantiene cautivos, contra la vida y contra el amor. Las dos cosas al tiempo.

La otra religión exige de nosotros la despedida de la anterior ¿tenemos la fuerza para lograrlo? ¿o aún nos encontramos atrapados en el miedo de que si giramos de una a la otra Dios nos condenará? La despedida del Dios justiciero ante el cual tenemos que temblar, esa despedida sólo se logra con un temor y con una confianza: que más allá de todos estos miedos podemos confiar en este movimiento totalmente.

Y en ese instante somos abarcados por otro movimiento. Eso no lo podemos por nosotros mismos, con nuestro esfuerzo, porque con una imagen así volvemos a colocarnos por encima de Dios. Somos abarcados y ¿Cómo lo logramos? Ponemos atención al movimiento interior de nuestra alma y de inmediato sentimos qué efecto tiene en nuestra alma si a alguien o a algo lo enfrentamos con rechazo. Si queremos deshacernos de algo que está presente, si nos sentimos superiores, mejores o incluso elegidos ¿qué efecto tiene esto en el alma? De inmediato nos estrechamos y nos enojamos. Sentimos el enojo en el sentido de que nos oponemos a Dios que es el que ama a todo tal y como es.

Ahora acabo de sentir ese movimiento en mi corazón; es decir siento que me opuse a través de la palabra “enojo”. Y en ese momento el movimiento de inmediato ejerce su fuerza.

Ahora regreso nuevamente a la otra religión. Y ahora regreso a mi alma y siento que rechazo a alguien y ahora le digo a esa persona: “yo soy como ´tu” ¿Notan la diferencia? Esto es estar en sintonía con todo tal y como es, más allá de todas las diferencias.

Meditación

Cierren los ojos.

Ahora nos vamos a nuestra alma y prestamos atención a donde haya un movimiento de sentirnos superiores a otro. Por ejemplo, cuando juzgamos y condenamos a alguien o cuando de forma muy sutil anhelamos que sea diferente de como es.

Y ahora me dirijo a él o ella y le digo: “Si”

“Tú y yo, diferentes pero amados de la misma manera por esa Fuerza de la que recibimos la vida, de la misma forma”.

Y sentimos su efecto en nosotros.

Y ahora regresamos a nosotros mismos y también a nosotros mismos nos decimos: “Sí”

Si a nosotros y a como somos. A todo lo que está dentro de nosotros, a todo sea lo que sea.

También la llamada culpa, como si pudiera existir una cosa tal tal ante Dios. Porque toda culpa es ponerse por encima de Dios.

Y nos giramos a nuestro pasado, tal y como fue y le decimos: “Sí”, sí con amor.

Y tomamos este pasado en nuestro corazón, con amor.

Y a todas las personas con las que tuvimos una relación en el pasado, todos queridos por esa Fuerza, tal y como son y amados en la misma medida que nosotros.

OK

¿Cómo se sienten con esto?

Esta es la religión del amor y de la reconciliación y de la paz. Con ella se acaban todas las guerras.

Ahora voy a mostrar algo ¿para los del curso intensivo, sólo para ellos, o todo para todos? Todos están invitados de la misma manera, sin diferenciación.

Con una actitud así ¿qué actitud adoptamos frente a las personas que nos solicitan y necesitan ayuda? Con una actitud de amor, pero con un movimiento de amor del Espíritu, es decir en sintonía con esa fuerza que les abarca a ellos. Y entonces, a veces, somos movidos por esa fuerza a hacer algo, pero sin saber qué. Sólo en sintonía con ese movimiento experimentamos lo que necesitamos hacer y lo que nos está permitido hacer y como en la religión, es un movimiento sin temor y sin preocupación, porque el otro se encuentra también en manos de una Fuerza mayor y entonces adoptamos una actitud de total retención. Por ejemplo, sin un beneficio personal, sin una referencia al yo, como si se tratara de nosotros y entonces sabremos lo que ayuda, paso por paso.

Ahora quiero mostrar lo que significa ir con el Espíritu y en sintonía con su movimiento y en forma muy breve

¿Quién necesita ayuda?

(A alguien que pide mucho con una pancarta): el que quiere tanto como tú ¿confía en Dios o en mí? ¿Me es permitido hacer entonces algo? No

Voy a mostrar cómo debemos retraernos y entregar al otro a otra fuerza.

Sale un hombre joven y lo sienta al lado.

B: cierra los ojos

B: Y ahora le dices a alguien interiormente sólo una palabra que yo te voy a dar. Dejas que tenga su efecto en ti por un tiempo breve y luego te pones de pie y regresas a tu lugar.

La palabra que le vas a decir a alguien es: “Ahora”

B: Alguien más

Sale una mujer y se sienta a su lado

B: Cierra los ojos.

B: es la misma forma de proceder. Le vas a decir a alguien interiormente una frase corta, que te voy a dar ahora.

B: Le dices a una persona:

¡ES SUFICIENTE!

OK

Sale otro hombre.

Estas frases provienen de estar en sintonía interior y no son sólo para estas personas, cada uno puede tomarlas como algo valioso que ayuda.

B: Cierra los ojos.

B: Interiormente le dices a alguien:

¡YO ESTOY DISPUESTO!

Ahora cierren los ojos

Y ahora miramos a nuestra profesión o a nuestras profesiones

¿En cuál sentimos el desafío de la vida?

¿Cuál de ellas nos lleva de manera que nos encontremos con un profundo servicio a la vida?

Y ahora constelamos nosotros mismos.

Constelamos si tal vez en nuestra profesión nos desviamos, de una forma u otra, de la vida, del servicio a la vida.

Y ahora nos inclinamos y sentimos de qué manera podemos servir más a la vida, más completamente, más profesionalmente.

Cuando lo veamos y cuando lo podamos asentir ¿como reacción nuestra profesión?

¿Y cómo reacciona nuestro cuerpo?

¿Qué sucede con nuestra fuerza?

¿Y qué con nuestro gozo?

OK

¡Cuánto más le entregamos, más nos regresa en VIDA¡

BERT :Ahora voy a explicar algo de lo que sucedió aquí. Desde el principio quedó claro que los dos se aman; era bonito observarlo, así como estaban sentados y tomándose de la mano. Y como quiera estaba presente un duelo que pertenece a otro lugar, no a su relación. Una pareja no son sólo un hombre y una mujer, son también sus respectivas familias y mucho de la familia tiene su efecto después de la relación de pareja y yo tenía la imagen de que estaban mirando a una pareja. Quedó claro que eran tus padres (al hombre) y cuando los viste te pusiste muy triste. Tu duelo pertenece a ellos. Luego vimos que la triste era tu mamá y además miraba al suelo. En Constelaciones familiares eso significa que están mirando a un muerto y tú querías acercarte para consolar a tu mamá. Pero para eso eres demasiado pequeño. Pero así son los niños. Entonces te moví un poco y coloqué una nueva representante para un muerto y de inmediato a tu mamá le iba mejor, aunque la muerta te miraba a ti. Y para eso también eres demasiado pequeño Pero ¿qué fue lo que dijo exactamente? La mamá es atraída por una muerta ¿quién sabe cuáles fueron los motivos? Y tu dices en tu corazón a tu mamá: “yo en tu lugar voy hacia la muerta” y entonces mamá estaba mejor porque tú lo asumiste por ella. Entonces retiré más a la pareja y hasta que él no dejo de entrometerse su mamá y su papá no pudieron acercarse a la muerta. Tu duelo era el duelo de ellos. Lo asumiste por ellos. Mira como están ahora. Todos están unidos ahí.

El duelo que hiciste por tu mamá fue en vano, fue en contra de la vida.

Y luego os coloqué de manera que os mirarais. Pero tu mujer por supuesto que sintió que te querías morir, que estabas atraído por una muerta. Por eso tenías que decirle: “ahora me quedo” “Ahora estoy disponible”

Ahora esta pareja está feliz, pero no de una manera superficial, sino como alguien que resucitó de los muertos. Ahora el amor tiene una fuerza totalmente diferente y al hijo le va a ir bien.

B (a la pareja): Les deseo lo mejor.

(al público): ¿Cómo se sienten?

Cierren los ojos

Se sintonizan con su alma.

Regresan a la infancia

¿Hubo una situación en la que quisieron morir por alguien?

¿Quisieron cargar con la pena de otro?

¿Quisieron asumir el duelo de otro?

Y ahora se retiran.

Se retiran como pequeños

Sólo permanecen ahí como una criatura

Y los padres se mantienen como los grandes

Y ellos se miran

Ellos se dicen: “SI”

Ellos se dicen mutuamente: “NOSOTROS LO CARGAMOS CON AMOR”

Y de pronto nos sentimos libres.

Y nos giramos y miramos a nuestro futuro

Amamos ahora como hombre y como mujer

OK

Para volver a recogernos y centrarnos escuchamos algo de música y entonces estaremos listos para lo que sigue.

Cantante: este es un canto para la madre Tierra y para abrir nuestro corazón y recibir la medicina de la música.

¡Tierra mi cuerpo

Agua mi sangre

Aire mi aliento y

Fuego mi Espíritu”

Lo que se desarrolla en las familias es el verdadero servicio a Dios. De ahí proviene la vida, tiene su origen y de ahí se puede desplegar y siempre estamos preparados para sorpresas.

Yo no estaba preparado para esto, pero me ubiqué y enfrenté.

(a la familia): Les deseo lo mejor a ustedes. Pero ahora rápidamente a las relaciones de pareja.

Domingo 15 de marzo de 2009

¡ASIENTE A LO QUE ES!

Sophie

Este es el trabajo de toda una vida. En una semana reciben como obsequio la suma de esta vida.

Una vez un amigo me comento algo que quiero compartir con gusto con ustedes. Él se hizo mundialmente famoso. Un día se le acercó un amigo y le dijo que le acompañara a un taller y él le preguntó que de qué se trataba, dónde era, cuánto costaba. Hace unos 25 años costaba alrededor de 1.000 dólares. Él le dijo que no, que no estaba dentro de sus posibilidades. Para conseguir ese dinero tengo que trabajar medio año arduamente. Entonces el otro le contestó que tenía toda la vida por delante para trabajar arduamente.

Asistió al taller y allí la persona que lo impartía entregaba el resultado de toda una vida. A partir de ese momento para él todo se transformó y ahora en sus propios talleres él dice: “si no tienes que ahorrar para ello lo consumes como cualquier otra cosa. A ti se te devuelve en relación a lo que entregas. De ahí que se muy cuidadoso si tú le regalas a otro un taller. No sirve de nada”.

Tiene que ser el tiempo adecuado y la calidad del tiempo también tiene que ser la adecuada y tiene que ser tu tiempo exacto.

Y ahora estamos aquí en esta familia de la Hellinger Ciencia. Y significa que todos los aquí presentes quedarán conectados a la fuente, siempre que no la corten.

Y para ser una familia sus miembros se reúnen al menos una vez al año. Para volver a entrar en sintonía con tu familia y entonces notarás la fuerza que te brinda tu familia. Mundialmente ustedes están cordialmente invitados. Ustedes tienen la dicha, la suerte y la bendición de tomar directamente de la fuente.

Bert

Buenos días.

Es muy bueno si después de 3 semanas intensivas tantos reciben su reconocimiento. Es decir que ahora pertenecen a la organización mundial de la Hellinger Sciencia y son miembros de la misma. En cierto sentido este es un punto final, un reconocimiento de una manera especial. Con el punto final comienza algo. Después del punto final, al haber aprobado un examen y recibido sus calificaciones, de pronto uno se halla plantado en sus propios pies. En el trasfondo todo lo que ha aprendido lo aplica ahora y en la aplicación es cuando aprende de manera especial.

Con este tipo de punto final algo ha acabado y algo nuevo comienza. Lo viejo acabó y lo nuevo comienza.

Pero ¿qué ocurre con nuestro desarrollo personal? ¿hay ahí un punto final? Si nos seguimos desarrollando y también transformando, lo anterior y lo pasado lleva a lo nuevo, sin punto final. Aquí todo continúa. Aquellos que han participado en tres cursos nos vieron y experimentaron a los dos en el primer curso, el segundo tuve que hacerlo sin Sophie y el tercero de vuelta con ella ¿hubo ahí un punto final? Todo prosigue y en este sentido invitamos a cada uno de los que ha recibido el diploma a seguir aprendiendo de nosotros, de uno u otro modo. Porque un curso así no se puede comparar para nada con una escuela en donde hay un contenido preestablecido que tenemos que aprender y aunque esto sea muy importante en muchos sentidos, un curso como este es vida íntegra, un tiempo de vida muy valioso en el que tenemos la posibilidad de tener experiencias de vida conjuntamente que enriquecen nuestra vida.

Sophie y yo nos alegramos de poder venir muchas veces más aquí. Ustedes nos lo ofrecieron y nos invitaron a regresar. Estamos agradecidos. Aquí para nosotros no hay un punto final.

Sophie

Ahora imagínense que seguimos hacia Brasil, Argentina. Casi cada semana en otro lugar ¿qué sucede dentro de nosotros y cuando volvamos ¿qué habrá quedado de lo que somos hoy en día?

Eso significa que si alguien piensa que ahora ya lo tiene, entonces aquello que tiene en su mano se empequeñece y en ese sentido para mi Bert es un verdadero milagro. Siempre abierto para nuevas cosas. Yo diría que él está en un entrenamiento permanente cósmico y estamos invitados y eso es algo maravilloso, pero sin ustedes ¿?qué podemos hacer?

Y así con toda seguridad yo creo que ustedes, que han comenzado este camino, también querrán seguir transitándolo. No creo que aquí haya una sola persona que no tenga que ver con nosotros y que ya tuvo alguna vez que ver con nosotros. Tal vez es solo un reencuentro y seguimos caminando juntos.

Bert

Quiero decir algo acerca del amor en las relaciones humanas.

En primer plano se encuentra la relación entre el hombre y la mujer. De esta relación entre hombre y mujer se deriva todo lo demás. Sin hombre y mujer no hay niños, no hay padres. La energía más importante del amor se desarrolla entre hombre y mujer y si se logra esta relación se logran todas las demás. El amor hacia los hijos es la continuación del amor entre el hombre y la mujer y si hay problemas en el amor entre ellos, sufrirán los hijos.

Si algo no se logra cabalmente en la relación con los hijos, entonces el movimiento fundamental entre el hombre y la mujer es que primeramente vuelvan a mirarse a sí mismos con amor.

¿Qué significa esto exactamente?

El hombre asiente a la mujer tal y como es; no como son las mujeres si no como es esta mujer en especial y la mujer asiente a este hombre en particular. Es decir hombre y mujer se dicen mutuamente si. Asienten unos a los otros tal y como son.

Y a esto se opone algo ¿Qué se opone al amor de hombre y mujer ante todo?

¿Quién se opone ante todo a este amor entre hombre y mujer. La buena consciencia. Es decir si el hombre sigue a su buena consciencia, entonces sabe lo que es correcto, porque su buena consciencia le liga a su familia de origen. Todo lo que allí valió como bueno se lo quiere inculcar a su mujer, y entonces está orgulloso de su mujer, porque es exactamente igual a su familia y puede encajar en ella.

En la Biblia hay una frase sobre las relaciones de pareja. Yo voy a ampliarla un poco. “El hombre abandona al padre y a la madre y se cuelga de su mujer y ambos se convierten en una sola carne”

¿Qué significa aquí una carne? Por un lado se refiere a la unión sexual, pero desde la raíz hebrea una carne significa también una persona. Es decir hombre y mujer a través del amor se convierten en una persona completa. No es tan difícil abandonar a mamá y a papá y seguir a una mujer. La mayoría de los hombres aquí lo logró, pero ¿qué significa en realidad esto de abandonar al padre y a la madre? Él abandona su buena consciencia. Sólo entonces queda libre para la mujer y lo mismo vale a la inversa. La mujer abandona a sus padres y a su buena consciencia, abandona su idea de lo que es bueno para este hombre y entonces no sólo se convierte con él en una sola carne, sino también en una persona.

¿Me pueden seguir escuchando? De relaciones de parejas se puede hablar mucho rato.

Ahora doy un poco más.

El Amor es un asentimiento a la pareja tal y como es. Comienza con un “Sí” pero la condición previa para este si es un no, un no a la familia de origen. Obviamente no como un rechazo, pero si un no a la buena consciencia de esta familia de origen.

¿Qué sucede entonces con el hombre y con la mujer? Se convierten en adultos. Todos los que se mantienen en el ámbito de la buena consciencia se mantienen como niños.

Me surgen frases y pensamientos, algo que nunca he dicho, yo también doy mis pasos, es decir que voy más allá de mi último punto final.

El hombre dice “Si” a su mujer como es y dice “No” a su buena consciencia, a la de ella, Y también en la otra dirección, ella le dice “Si” al hombre tal como es y le dice “No” a la buena consciencia de Él.

Y ¿ahora qué hacen sin su buena consciencia? Encuentran un camino que tanto los une como los separa. Más allá de la superación de la buena consciencia construyen su relación con algo que va a venir, en un amor más grande y en la medida en que el hombre y la mujer pueden mantener sus límites. El límite contra la buena consciencia del otro. En ese momento crecen. Su amor se amplia, pero sólo cuando esos límites se respetan y se superan de otra manera.

Cierren los ojos

Ahora vamos a nuestra relación de pareja

Y sentimos lo que ocasionamos en nuestra pareja con nuestra buena consciencia.

Cómo a través de esta buena consciencia nos sentimos mejores.

Y en ese preciso instante abandonamos el asentimiento de la pareja tal como es

Ahora miramos como podemos servir al amor entre nosotros dos a través de la renuncia a la buena consciencia

Y sentimos en nosotros cómo nos encontramos si la pareja renuncia a su buena consciencia por amor a nosotros

¿Y cuál es la frase clave?

¿Cuál es el movimiento que condensa esta renuncia a la buena consciencia?

Es una frase de sabiduría y dice: “DÉJALO SER”

When I find myself in times of trouble, mother Mary comes to me,
speaking words of wisdom, let it be.
And in my hour of darkness she is standing right in front of me,
speaking words of wisdom, let it be.
Let it be, let it be, let it be, let it be.
Whisper words of wisdom, let it be.
And when the broken hearted people living in the world agree,
there will be an answer, let it be.
For though they may be parted there is still a chance that they will see,
there will be an answer. let it be.
Let it be, let it be,.....
And when the night is cloudy, there is still a light that shines on me,
shine until tomorrow, let it be.
I wake up to the sound of music, mother Mary comes to me,
speaking words of wisdom, let it be.
Let it be, let it be,…..

Es decir, ese es el futuro, “Déjalo ser”

Soltamos algo viejo y entonces nos encontramos abiertos para lo nuevo que viene, ante todo para el amor más grande.

Y esta fue mi palabra final.

Sophie

Lo que para mi es personalmente un gozo muy grande y espero que también lo sea para ustedes es que logramos que dentro de poco tiempo nuestra página Web en distintos idiomas (alemán, español, italiano, inglés y tal vez portugués) va estar funcionando. Necesitaremos entonces colaboradores en los diferentes países para que las páginas estén siempre actualizadas.

Y ¿por qué siento tanta alegría con esto? Para nosotros supone mucho más trabajo. Me alegro porque es una forma de crecer juntos y vamos a intentar que día a día haya una nueva comprensión escrita en esta página y esa comprensión acompañada de una foto o imagen podrán reenviarla a alguien a quienes ustedes amen y quieran enviarle ese mensaje.

En el momento en que ustedes abran esa página ya estarán en conexión con esa fuerza y entonces ustedes reenviarán esta comprensión a alguien que sientan que les toca. Realmente no toma mucho tiempo, ya está todo preparado.

Estoy contenta de que van a participar como facilitadores dentro de esta página y que mundialmente podamos abordar estos tiempos difíciles que tal parecen se encuentran como para que nosotros seamos las columnas de una nueva consciencia, hacia donde podamos guiar a otros.

María Teresa Sánchez Fernández