Bert Hellinger / Los textos citados son las transcripciones autorizadas por el mismo Bert Hellinger de sus entrenamientos y conferencias. Algunos son extractos de sus libros.

Extractos de Preguntas y respuestas

Entrenamiento Internacional Hellinger Sciencia
México, marzo 2009

¿Es suficiente con los entrenamientos para trabajar o es necesario tomar más entrenamientos?

Una frase extraña que va más allá de tu pregunta: “Con el alumbramiento la vida aún no termina”.

Todos los movimientos del espíritu que podemos percibir y vivenciar son movimientos de vida… ahora…si permito que tu pregunta tenga un efecto en mi, ¿en qué movimiento te encontrabas tú? Tú te encontrabas en un movimiento que tiene un final y ese es un movimiento de muerte.

Lo mejor para ti.

¿Qué es el mal? ¿Qué pasa con el mal?

El corazón no conoce diferenciación; si somos abarcados por un movimiento del corazón, no existen diferencias; Sophie hoy cuando hizo el ejercicio de percepción, nos llevó hacia una experiencia: Si estamos frente a alguien y le miramos a los ojos, sin sentimiento alguno, ni de rechazo, ni de entrega, esa persona sólo está presente; entonces vemos en su cara el rostro Divino.

En los movimientos del corazón no hay esa diferenciación entre bueno y malo; eso sólo se encuentra en nuestros pensamientos.

Nosotros limitamos esa diferencia entre bien y mal sólo a ésta vida. Y lo que en ésta vida percibimos de nuestra propia vida y de la de los demás, es sólo una pequeña parte de un movimiento intenso y que al final supera esta diferenciación, porque el movimiento del espíritu vuelve a unir lo que estaba separado.

¿Qué significa estar separado?

Estar separado aquí significa: “Yo soy el bueno y Tú eres el malo”. Pero nosotros podemos superar esta diferenciación ahora si nos quedamos con el corazón.

El proceso de superar lo malo comienza en nuestra alma, en el momento en que yo, como el malo, logro amarme. En ese momento logro una unidad con un movimiento que supera esa diferenciación.

¡Algunos miran extrañados ahora! Esto es mística, es decir que en éste movimiento logro una unidad con un movimiento que supera esta diferenciación. ¿Qué le digo yo a algo malo?: “tú y yo, nosotros dos”.

¿Quién es más humano? ¿Un buen hombre o un mal hombre?

Dos preguntas

Dos preguntas significan siempre ninguna pregunta.

Imagínate que te encuentras con la muerte y le dices a ella tengo dos preguntas. Te he dicho más de lo que te mereces. Te voy a dar una respuesta que no se si podrás soportar: “desaparece”. Eso es lo que le hubiese dicho la muerte a ella. ¿Hacia donde tienes que desaparecer? Desaparecer finalmente hacia la vida. Ella vive ahora con los muertos.

¿Cómo se si estoy constelando a los ancestros o a mi mismo en una vida pasada?

No lo puedes saber, del mismo modo que yo hoy no lo pude saber. En la primera constelación puse a una representante para la cliente y de pronto supe el paso siguiente y eso es obsequiado en el instante.

Cuando una persona participa en una constelación para encontrar una respuesta para a una situación en su vida, tras la constelación, cuando ya encontró la respuesta, ¿terapéuticamente qué se le sugiere?

¿Qué movimiento tiene que seguir el cliente? ¿Quién decide entonces acerca de su destino? Tú. ¿Cuál es el resultado de eso?

¿Qué implicaciones tiene el autismo?

Según mis observaciones, el niño autista dice: “YO LO ASUMO EN TU LUGAR”

¿Quién necesita ante todo ayuda? Será la persona por la que el niño asume esto y siempre es uno de los padres. Es decir, uno de los padres está intrincado, está en conexión con la muerte. Si yo intentara ayudar al niño autista, independientemente de los padres, se produciría la tragedia.

Cierra los ojos y miras a un muerto que finalmente necesita la paz y junto con tu hija y tu nieto, todos juntos, vas a ir hacia el muerto y tú le cierras los ojos. Y ahora le dices a tu hija y a la criatura: “Nosotros vivimos”

¿Se puede cambiar el destino presente, pasado y futuro de una persona?

Todo destino es pasado ¿OK?

Un muchacho con tatuajes en el brazo

¿Saben lo que son los tatuajes? ¡Yo si lo sé!, puros muertos. Ciérrales los ojos a ellos… (el chico solloza).

Tú tienes un corazón cálido para ellos y ellos lo han visto y ahora ellos pueden cerrar sus ojos.

¿Cómo puedo percibir si una persona en una constelación está intrincada o poseída?

Es una diferencia mínima. Una intrincación también es una forma de estar poseído. Es decir, somos llevados a un destino ajeno al nuestro, a veces es el destino de una persona viva y a veces el de un muerto y entonces la muerte toma posesión de nosotros. Es pues una diferencia de grado.

La pregunta básica es cómo podemos separarnos de esto. Nos acercamos a ellos con amor. Una intrincación es una identificación con otra persona, identificación significa: “soy como tú”.

¿Puedo amar a una persona con la cual estoy intrincada? ¿Por quién soy poseída? Mientras esté intrincado o poseído no lo logro. Entonces tomo a esta persona con quién estoy intrincado o poseído y lo coloco frente a mi, y en ese momento lo puedo amar y en ese momento la puedo sacar y es ahí donde se dan dos movimientos que pueden verse en constelaciones: uno es el movimiento de rechazo o de regreso que se da por miedo y el otro movimiento es el de ir hacia él, y se da por amor.

Perderse significa: “no miro hacia allí”.

Ahora miro a esa persona y doy un pequeño paso y entonces ambos pueden reunirse pero como dos personas diferentes. Pueden juntarse con amor y entonces el muerto puede despedirse y nosotros renacemos de los muertos.

¿Qué diferencia hay entre nacidos por relación de pareja y por inseminación artificial?

Todos son amados de igual manera por Dios y también por nosotros.

¿Se puede percibir la presencia de los muertos a través de los colores?

No he tenido ninguna experiencia con esto, de ahí que no pueda contestarlo. Pero el color correcto de los muertos es el blanco.

Estar en sintonía con los movimientos del espíritu ¿se da como un regalo o llego allí por un trabajo personal?

El proceso personal nos es regalado claro. Pero tenemos que hacer un esfuerzo que es de dos tipos: con una intención y me guió por ella. Me entrego y me incluyo en un movimiento de instante a instante. Eso también es un esfuerzo.

En la relación de pareja ¿se puede dar la intrincación por vidas pasadas?

Sí y muy a menudo. Y también se da una intrincación con la familia de la pareja.

¿Cómo manejamos estas intrincaciones?

La intrincación implica que no puedo estar conmigo mismo, que tengo que asumir otra cosa sin saber por que.

Ahora hay una posibilidad, y es la de asentir a una intrincación. Por ejemplo si un miembro de la pareja asume algo de la otra familia para ayudar. ¿si se asiente a esto se sigue estando implicado? El asentimiento a la intrincación con la otra familia, si se hace con amor, permite que se disuelva esta intrincación y al mismo tiempo, me incluyo en algo más grande.

Las implicaciones a vidas pasadas, muchas veces son para bien. Por eso lo mejor es vivir llenos de amor.

¿Cómo se puede aceptar la existencia de otras vidas desde la religión católica?

¿Alguien ha dicho que en ello haya alguna contradicción? En la Biblia hay distintas indicaciones en esa dirección. Que alguien anterior aparezca en alguien posterior es normal. ¿Elías está en otro? ¿En dónde está Jesús? ¿vive o vivió en el Vaticano o en un mendigo? Pero puede que algún día llegue al Vaticano.

Hay un movimiento de Jesús que viene de abajo y yo por ejemplo pertenezco a ese movimiento de Jesús, porque una frase suya la tomo muy en serio, una frase cuántica. A través de la investigación de la Biblia se sabe que esa frase procede directamente de él, mientras muchos otros textos del Nuevo Testamento están enfocados en contra de Jesús, porque realmente no pueden proceder de él porque son frases terribles que se le adjudican a él.

Para mi la frase esencial de Jesús es muy bella y la practico continuamente y siempre él está detrás de mi cuando la digo: “Sed misericordiosos como mi padre en el cielo que deja brillar el sol sobre buenos y malos y de la misma manera deja llover sobre justos e injustos”. Es decir Jesús supera la diferencia entre lo bueno y lo malo. Y ¿qué sucede si lo imaginamos como un juez que condena y juzga ¿ ¿Es eso Jesús? ¿Qué Jesús gobierna a la Iglesia Católica? ¿Cuál de esos dos?

¿Qué ocurre cuando se hace regresar de la muerte a algún paciente por medio de maniobras médicas?

Tienes que diferenciar dos cosas:

Una es la de sufrir un accidente y experimentarse como muerto y se siente una gran felicidad. El muerto, cuando regresa, no regresa totalmente. Es decir queda como separado de su vida actual. Pero ésta vida le fue obsequiada de nuevo y entonces es un logro personal asentir y aceptar esta nueva vida. Y esto resulta relativamente fácil si asentimos servir a la vida. Esa es una parte.

La otra parte es: ¿está permitido hacer regresar a alguien?

Eso depende de las circunstancias, porque lo que yo te dije es general, pero tú lo regresaste y lo que veo es que lo hiciste con amor. Lo que ahora suceda con él, con su vida, ¿pierde algo o gana algo? ¿Cuáles son sus posibilidades de crecimiento interior? ¿hay más o hay menos posibilidades? hay más posibilidades.

Tienes que superarlo y mirar hacia más allá de sus carencias actuales hacia algo más grande.

Cuando lo regresaste, tu trabajo estaba hecho y ahí lo tienes que dejar, porque si sigues pensando, te pones en el sitio de DIOS.

¿Qué es el cuerpo si mi alma mira con los ojos, crea vida y al final su destino es trágico?

Sin alma no hay cuerpo

Sin vida no hay cuerpo

Tú identificaste a tu alma con tu yo

Y tú ahora le entregas a tu alma tu yo

¿Pierdes entonces a tu yo o ganas algo?

¿Que sucede con las vidas que están congeladas o suspendidas cuando se hace fecundación in vitro?

Una vez dije una frase muy trivial: “Cada uno es un grupo, muchos están reunidos en nuestro cuerpo y en nuestra alma y todos los que pertenecen a nuestra familia están reunidos en nuestro cuerpo. Y a veces se muestran a través de molestias en nuestro cuerpo”.

Ahora, en un proceso como el que describiste en donde varios óvulos son fecundados y unos son escogidos y los demás tienen que morir, todos pertenecen de la misma manera. Y esto no es una afirmación mía, lo hemos visto en trabajos de constelaciones. Y esta situación, tiene un alcance muy amplio, sobre la madre y el hijo.

Por otro lado yo no lo condeno, porque sea como fuere un hijo vive. También a este precio y es una situación especial y un desafío especial para esta criatura.

Entonces puede rechazar esto y hacerlo a un lado y se convierte en menos. O puede incluir a todos los demás y entonces se hace más

Pero con la madre es diferente. El precio es alto, muy alto.

La pregunta es: ¿Qué hace con éste precio? ¿Lo paga convirtiéndose en menos, por ejemplo castigándose a sí misma? ¿ o paga el precio haciéndose más?

Es decir se convierte en más si ella paga su propio precio dando servicio a muchos, dando servicio a la vida.

En un recipiente pequeño, si le colocas líquido muy rápido lo rebasa, pero en un recipiente grande, se puede echar, echar y echar.

¿Cuándo alguien experimenta la vida después de la muerte, a veces van al cielo y otras al infierno?

Yo no veo ningún infierno, solo los buenos ven el infierno.

En vez de decir “mi culpa”, di “YO SOY FUERTE”.

A través de la educación queremos preparar a un hijo para la vida. Y entonces le mostramos lo que está al servicio y lo que daña a la vida. Ahí es donde hacemos una diferenciación que le ayuda.

De instante a instante hacemos esa diferenciación entre lo que es bueno y no tan bueno. Lo que es correcto se muestra por su efecto.

Lo correcto y lo incorrecto se muestran en el efecto, quién nunca hizo algo incorrecto, ¿puede hacer lo correcto?

Bueno o malo es un juicio acerca de mí y de otros seres humanos.

Si yo digo que soy malo, tengo sentimientos de culpa. ¿Está esto al servicio de la vida? daña la vida? Es un juicio falso.

Pasa igual si condenamos a alguien como malo ¿Qué sucede conmigo y qué sucede con el otro?

Si digo yo soy bueno y el otro es el malo ¿Qué digo en verdad?

Yo puedo vivir y tú tienes que morir.

O yo tengo derecho a vivir y tú a morir.

A través de esa diferenciación, nos ponemos por encima de DIOS.

Por eso es mejor apegarse a la palabra de Jesús y a todos nos va bien.

¿Cómo trabajar con niños que se dañan a sí mismos?

Eso se da a menudo. Son chicos buenos, que están intrincados.

¿Cómo trabajar con un invidente que me pide una constelación?

Yo lo haría sin hacer diferencia.

Pondría a alguien junto a él. Para que él no de un paso equivocado.

Tal vez él te devuelva a ti tu visión.

Mi pueblo es un pueblo enfermo.

Eso que has dicho es únicamente una imagen interna, una imagen que enferma. Estas imágenes internas son peligrosas si son negativas. Lo que ocurre en verdad, nadie lo sabe. Pero nosotros de la realidad podemos hacer distintas imágenes y la realidad se atiene a nuestras imágenes.

¿Qué diferencia hay entre resurrección y reencarnación, si es que la hay?

Te podría contar un cuento largo de lo que es verdadero, pero todo es falso. Pensamientos de ésta índole ¿a quien le favorece? son pensamientos aburridos.

Agregaré algo: yo tengo sabiduría de vida totalmente sencilla, simple. La mayor parte del tiempo estoy feliz ¿saben por qué? Porque no quiero saber nada.

Esto en la superficie; detrás hay algo totalmente diferente. Yo transito la noche obscura del Espíritu.

¿Qué significa? No necesito saber nada y tampoco quiero saber nada. Y si alguien me cuenta algo, lo olvido de inmediato. Y así me mantengo en mí, con otra fuerza.

Esta fuerza me muestra lo que tengo que hacer en el instante. Y lo hago, y lo olvido.

Y el resultado final es: “puedo dormir sanamente2.

Y si alguien formula éstas preguntas, de las que nadie sabe realmente la respuesta ¿está en la vida?

Entonces, gracias a Dios, no todos comprendieron lo que acabo de decir.

¿Cómo aprender más de los niños con síndrome de Down?

Hice un crucero por el Mediterráneo de 14 días de descanso y participaba una mujer con un hijo adulto con éste síndrome. Él fue el más feliz de todos. Y ¿saben por qué? En cierto sentido el también se encontraba en una noche obscura.

Si el destino pasa, ¿Qué libertad tenemos para cambiar algo en nuestras vidas?

Si alguien quiere cambiar su vida, entonces se hace una imagen. Y ¿donde se encuentra esa imagen? ¿En el futuro o en el pasado?

Todo futuro que nos imaginamos es pasado. Con esta imagen este futuro se convierte en nuestro destino pasado.

Quiero añadir algo general sobre lo que aquí ocurrió.

Todo a lo que queremos llegar solo lo podemos lograr gracias a una imagen ya preestablecida y esas imágenes pertenecen todas al pasado. Es decir, si yo me hago una imagen del futuro y quiero llegar a eso ¿cual es el efecto interior? Sólo vamos haciendo círculos, siempre en el mismo círculo, sin futuro.

Hay diferentes caminos de entendimiento y el camino de entendimiento más usual, por el cual nos regimos, es la comprensión de algo que está. Aunque yo me haga una imagen de aquello a lo que aspiro, esta imagen es algo ya conocido y todas las comprensiones se relacionan con algo que ya existe. De ahí que esta comprensión no tiene fuerza y se dirige o se atiene a repeticiones. Toda repetición se rige según algo que ya sucedió.

En este curso, nos dirigimos a otro entendimiento. Transitamos otro camino de entendimiento: el entendimiento de algo que aún no está. Entonces ni siquiera puedo dirigirme hacia el futuro, porque no existe todavía.

Por ejemplo: ¿sabía alguien cual iba a ser el desenlace de la última constelación? Pero todos fueron abarcados por un movimiento que tuvo un efecto y cada quién sólo sabía el paso siguiente, nada más que eso. Y entonces entraron en sintonía con un movimiento creador. Y en este movimiento todo es nuevo. Comparen éste curso con el anterior ¿Repetí algo? No, todo es nuevo. No porque quisiéramos algo nuevo o hiciéramos una programación. Somos guiados paso a paso y eso es ir con el Espíritu.

¿Necesitamos más? ¿Necesitamos el pasado? ¿Necesitamos imágenes del futuro?

Y así todos nos movemos, con una fuerza inconmensurable y con amor.

Con tantos movimientos tengo la cabeza turbada

Hellinger coloca a la mujer de pie y le pide que de un paso hacia delante.

Le pregunta: ¿qué movimiento fue éste?

Contesta: del cuerpo (el dar el paso).

¿Cómo es que se pudo mover?

Ella: por el alma.

Bert: ¿hay alguna diferencia?

NO.

Quiero saber porque se da el Alzheimer. Mi marido lo tiene

Ésta es una pregunta médica, pero hay ciertas observaciones.

¿Qué trae una pregunta así? Si la contesto de una u otra forma ¿Habrá algún cambio en la situación?

No he visto a nadie que comprenda a un enfermo de Alzheimer pero si que lo amen y el amor sabe cual es el paso siguiente que hay que dar.

Los tatuajes representan a muertos ¿también los piercing?

Sophie y yo hemos observado que los tatuajes representan a alguien de la familia. Es algo bonito. Con el tatuaje alguien incluye a un muerto. Si se comprenden esto, tiene un buen efecto. Entonces el tatuaje es la puerta de entrada para que el excluido tenga un lugar en el alma del otro. Según mi imagen no es necesario quitar esos tatuajes. Sólo recuerdan: “Ahora sí estoy completo”.

Esa es una parte, la otra prefiero no contestarla.

¿Cuáles son las implicaciones en la epilepsia?

B: ¿piensas en alguien determinado?

R: Sí, en mi hija de 24 años.

B: ¿Desde cuando la tiene?

R: Desde hace dos meses.

Aquí no me está permitido decirlo, sólo se lo podría decir a ella. Si ella me preguntará, quizá surgiría la solución.

La epilepsia no es un problema, Sophie y yo pudimos ayudar a muchos, ante todo a muchos niños epilépticos. Pero ahora no lo puedo decir, porque lo tengo que proteger.

En la Biblia dice que el pecado contra el Espíritu es el único que no puede ser perdonado.

H: ¿Ah sí?

La Biblia es un libro tendencioso. En muchas partes lo es y muchos pasajes no tienen que ver ni con Jesús ni con Dios.

El que ha escrito esto ¿fue un hombre bueno o un hombre malo?

Jesús cuando sanaba enfermos les decía: “Ahora vete y no le digas a nadie lo que te pasó” ¿Qué significaba eso?

Aquí yo digo lo mismo. El que habla acerca de ello interrumpe la conexión con las fuerzas que sostienen. Cuando no se comenta de ello el movimiento permanece en el alma y sobre todo el otro está agradecido.

¿hay alguna pauta de distribución de los desarreglos en la familia? Tengo un hermano esquizofrénico y yo tengo depresión y siento que si él no la tuviera, la tendría yo.

Exacto. Así es.

Tus ojos están ahora más transparentes que antes y ahí lo voy a dejar. Mantente clara, con amor.

Gradualmente con los ejercicios se me ha ido reduciendo un dolor crónico en el pecho y sin embargo vuelve de forma cíclica, tras un rato.

Sí. Si uno espera algo, viene.

Lo explicaré en otro contexto. Si alguien afirma que quiere recobrar la salud ¿Qué sucede con él? Que sigue enfermo. Mientras quiera sanar seguirá enfermo y así permanecerá.

Porque el dolor se quiere ir, ¡déjalo ir!

¿Qué me pude pasar si yo intercedo entre dos personas?

Bueno, entonces te queda a ti.

Hace un rato hubo alguien que gritó fuerte y se acercaron muchos para consolarla ¿qué paso con los que lo hicieron? ¿Fueron grandes o pequeños? ¿Fuertes o débiles?

¿Y que sucede con la otra persona, pudo mantenerse grande o se hizo pequeña?

Yo le prohíbo a mi hijo que se haga tatuajes, pero usted comento que son la puerta de entrada de los excluidos.

Lo hizo bien. Más adelante va a estar agradecido.

Lo que veo es que ella como madre tiene mucha fuerza.

Las personas que mueren en desastres naturales, ¿están implicados en algo con el pueblo?

Ahora me lo imagino, como un terremoto, un huracán o una inundación. Ahí muchos seres humanos mueren.

Si uno asesinó a otro y entonces me pregunto: ¿Cómo estuvo intrincado?

¿Lo respeto? ¿Lo hago más pequeño con éstas reflexiones? ¿Lo tomo en serio?

Lo mismo ocurre con estas catástrofes. Si me pregunto ¿Están implicados? ¿Los estoy mirando si me pregunto esto? ¿Siento junto con ellos?

Con este tipo de preguntas colocamos una barrera entre nuestro corazón y el de los otros.

A nosotros con estas catástrofes se nos muestra el hilo tan delgado del que pende nuestra vida. Con este tipo de preguntas no respetamos la grandeza del destino.

Nos imaginamos que nuestra vida cuelga de un hilo que imaginamos puede cortarse en cualquier instante ¿quién más cuelga de este hilo? Dios está colgado de él y de ahí es que se puede sostener.

Me han extirpado las tiroides por tener nódulos muy calcificados ¿he liberado a mis descendientes con esto? ¿Qué hago con esto que le falta a mi cuerpo?

¿Observaron su cara cuando lo comentaba? Al final sonrió.

¿Cómo es posible que le llegue la sanación a alguien que no está participando en la constelación?

En algo tan intensivo como lo vivenciado aquí, fuerzas sanadoras están en acción mucho más allá de lo que se desarrolla aquí y si estamos presentes, con el corazón abierto, nos llega también a nosotros la energía sanadora del Espíritu si bien aparentemente sólo estamos ahí.

La epilepsia

Dios nos guarde, yo no intervengo con los médicos.

Pero si alguien se acerca aquí con un hijo con epilepsia entonces muestro la otra dimensión.

Trabajo con un grupo de indígenas ¿Cuáles serían los movimientos de constelaciones colectivas que pudieran despertar más sus consciencias colectivas?

Lo explicaré en un contexto más amplio.

¿Hacia donde miran esos grupos?

¿Miran hacia delante o miran hacia atrás?

Miran hacia atrás.

Yo trabaje con una tribu indígena en Canadá.

Primero estuvimos en Florida, en Santa Bárbara. Llegué a un espacio en donde se iba a llevar acabo un acto y allí había representantes de éstas tribus. En un pizarrón estaban escritas las palabras claves de la tradición: Valor, Amor, Unión.

Todo muy bonito.

Entonces le dije al grupo que miraran esas palabras y que se fijaran en qué sentimientos surgían alrededor de esto.

Hice una constelación con 5 representantes y todos querían girarse hacia atrás. Les dije que giraran y miraran hacia atrás. Todos estaban depresivos.

Y tenían tierras que les pertenecían, era una reserva sólo para ellos y en esa tierra se encontraron recursos minerales y existía el peligro de que les quitasen esa tierra y me pidieron a mi y a mi acompañante que firmara una carta de apoyo para quedarse con las tierras. La mayoría de los hombres eran alcohólicos, no tenían nada que hacer. Venían de una tradición de guerreros y cazadores. Entonces les di una frase que fue un golpe: "En vez de ser guerreros se tienen que convertir en trabajadores”.

Ahí está el futuro.

Diferencia de estar en la mala consciencia y no haber honrado suficientemente a la madre.

Voy a dejar de lado la mala consciencia, lo complica

El que no honra a la madre, pierde. Hay relaciones muy extrañas. Lo observé en mujeres con cáncer, que prefieren morir antes que inclinarse ante mamá.

¿Puedo trabajar con mi hermano menor que es alcohólico y con mi sobrina, su hija, que dice que quiere viajar por el mundo vestida de negro?

Dile a tu hermano: “yo bebo contigo”

Y a tu sobrina: “yo también me muero”

¿Sienten el efecto?

¿Tiene un efecto sanador o contrario?

Siempre cuando creemos que tenemos que ayudar a alguien, lo hacemos peor.

Pero si logramos decirle a alguien: “yo también”, tiene espacio el amor y quién sabe que es lo que entonces pueda suceder.

Un médico: en la medicina como ciencia existe la buena costumbre de demostrar cada terapia, cada acción que se va realizando. De esta forma cuando hablaste respetuosamente del grupo médico, si nos juntamos este grupo por nuestra formación de servicio requerimos comprobar la evolución del paciente que ha sido tratado.

Sí, es la forma de proceder científica y él éxito de la medicina radica en estas observaciones, eso lo tenemos que reconocer.

Pero entonces ¿quién tiene las riendas en la mano? ¿El paciente? No, el médico. Que con sus observaciones sabe exactamente como tiene que proceder.

Y ciencia también significa aquí que puede repetir lo que hace. Un cirujano no puede desviarse y hacer algo distinto de lo que aprendió.

Y también han aprendido de sus errores, cuando en lugar de sanar llevaron al enfermo a la muerte.

Por supuesto que yo lo reconozco como verdadero y correcto.

Mi pregunta es ¿en qué tanto se respeta el sistema del paciente?

En realidad aquí se trata de la pregunta sobre el control de los éxitos.

Yo también hago cierto control de éxito. Por ejemplo digo lo que es peligroso, por ejemplo que una intención es peligrosa. Por eso también me encuentro en el campo de aprender de los errores. La diferencia radica en que aquí no puedo repetir nada, es decir, una y otra vez ante cada problema tengo que volver a sintonizarme. Y entonces se cual es el siguiente paso. En este contesto se pide otro tipo e conocimiento diferente del científico.

Pero un buen médico también tiene que intentar cosas nuevas, no siempre lo mismo. En ese sentido no hay grandes diferencias.

En otro sentido lo que yo hago también es una ciencia, una ciencia de las relaciones humanas. Y esta ciencia reconoció que hay ciertos órdenes que deben cumplirse para que las relaciones se logren y tengan éxito. Y a veces deseo que aquellos que constelan a familias, aprendan con la misma dedicación esto con la que tienen los médicos. Es decir, aprenderlo dedicadamente y aplicarlo así y que sepan lo que significa todo esto. En este sentido estoy de acuerdo contigo.

Pero hay algo más. Me doy mucho tiempo porque esto para mi es muy importante. A mí muchas veces se me acercan personas que quieren que haga una documentación de los éxitos conseguidos. Me lo recomiendan, pero yo no lo hago, en esto me diferencio de un médico.

¿Por qué no lo hago? En el momento en que quiero saber el éxito que ha tenido mi trabajo ¿a quién estoy mirando? Me estoy mirando a mí. Y si por ejemplo, le pido a un cliente que me indique que fue lo que le ayudó ¿le va mejor o peor a él? Al hacerle esa petición ¿se mantiene él en esa actitud de agradecimiento? Y ¿me va a decir la verdad?

De ahí que renuncie a ese control de éxitos.

El éxito que veo es la sonrisa en el rostro después de una constelación y eso es suficiente y así el constelado de inmediato queda libre de mí. No se tiene que estar imaginando lo que yo estoy pensando.

Algunos desean que yo me preocupe de ellos. El médico sí tiene que preocuparse. Yo no necesito hacer eso. Yo me quedo libre y el cliente libre.

Por supuesto tu lugar no es sencillo, pero secretamente puedes hacer algo de lo que yo te dije.

No se si pueda decirles un secreto. Tal vez es peligroso, aunque por otro lado también es gracioso. Recibí una carta de 5 hojas diciendo que a alguien le va muy mal. Empecé con la primera frase y tire la carta. Yo me siento muy bien con eso y si el cliente no recibe contestación, también lo estará.

Pero obviamente hay cartas que sí contesto. De inmediato sé si es algo serio y si me llaman para que yo haga algún comentario entonces lo hago porque en la psicoterapia, el 90% es un juego; un juego sin seriedad y sin el valor de mirarle a la muerte a los ojos. ¡sólo frente a la muerte acaban los juegos! Pero no siempre.

Un médico y psicoterapeuta mucho tiempo amigo mío tenía cáncer y me llamó y me comentó: cuando tenía 6 años sucedió algo en mi familia ¿me ayudas para que pueda poner eso en orden? Y le contesté: ¡Pero si te estás muriendo! ¿Qué significa eso?

Le dije: mírale a los ojos a la muerte.

Se enfadó y me colgó el teléfono.

Seis semanas más tarde falleció y yo hable en su tumba. Mi amistad perduró aunque estaba enojado conmigo.

¿Cómo me puedo comunicar con mi mamá?

Bert: ¿quién habló conmigo? Un niño… ¿Tiene una pregunta ésta criatura?

No hay pregunta ¿OK?

¿A quién se dirigió ella? ¿A mí?

Cuando se extiende demasiado, no es pregunta y entonces no necesito contestar.

¿Qué pasa cuando es la madre la que da la vida por sus hijos?

¿Ven cómo ella se dirigió a mí y me miró a los ojos?, fue una pregunta larga y seria.

Diré algo general acerca de las madres.

Todas las madres están al servicio de la vida y ponen en riesgo su propia vida y esto pertenece a la grandeza de las madres.

Están dispuestas a mirar a la muerte a los ojos para dar a luz a un hijo.

Aquí vida y muerte están estrechamente ligadas y casi no hay hijo que pueda mirar esto a los ojos.

Es decir que la madre puso en riesgo su vida para darle vida a él o ella. Y hay algunos que comentan acerca del parto y de lo duro que fue, pero sólo se miran a ellos mismos y yo les digo: “mira a tu mamá, mira como le fue a ella”. Entonces lo propio se reduce

¿Existe un don, un carisma innato, para ser terapeuta o cualquier persona puede llegar a serlo?

Si lo hay. Todos lo tienen.

Con toda seriedad yo creo eso

¿Quien sana más una madre o un terapeuta? una madre.

Eso demuestra que toda mujer tiene fuerzas sanadoras y si está conectada con su hijo nadie lo puede hacer mejor que ella.

Un cuento. Se realizó una investigación con ratas, para probar nuevos medicamentos. Se llenó a las ratas de virus y bacterias y después de eso les dieron las medicinas.

Buscaban saber cual era el medicamento que tenía mayor éxito.

Observaron que había una rata muy sana, con el pelo brillante. Bueno, se sorprendieron de éste ejemplar y se pusieron a observar y descubrieron que uno de los cuidadores de las ratas se había encariñado con ésta rata y todas las noches la sacaba de su jaulita y la acariciaba.

Tenía dotes sanadoras este cuidador, como todo ser humano.